Retoma el control de tu vida. Estrategias efectivas para el control emocional

Mostrando las entradas con la etiqueta Vida. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Vida. Mostrar todas las entradas

lunes, 5 de noviembre de 2018

Aprendiendo a sobrellevar la pérdida de un ser querido



Aprendiendo a sobrellevar la pérdida de un ser querido A pesar que tenemos “conciencia” sobre la muerte, aceptar la perdida de una persona cercana puede ser una de las cosas más difíciles que podamos enfrentar.

Con esto quiero decir que a pesar de ser conscientes de la vida y la muerte desde que nacemos, al momento de afrontar esta, se nos puede hacer casi imposible de aceptar.

Para entenderlo un poco mejor, hagamos un laboratorio mental. Tú comprendes perfectamente que tienes un origen, correcto? Ahora intenta pensar en NO SER.

Es decir en la inexistencia tuya. Si logras poner tu atención en esto, notarás que hay algo en ti que niega tu inexistencia.

Te parece imposible no existir, a pesar de que eres consciente que naciste. De allí es que se originan muchas teorías acerca de que estuvimos anteriormente aquí, que tenemos otras vidas, etc.

Si has estado siguiendo este blog, al menos en el último año, ya podrás ir adivinando que es eso que niega nuestra inexistencia.

Si tu respuesta es el Ego, adivinaste! Como hemos visto anteriormente, el Ego es la estructura mental que está indicando constantemente YO MEREZCO, YO VALGO, YO TENGO, YO SOY .

Es por esta razón que se nos hace tan difícil aceptar nuestra propia inexistencia. Y de hecho esta es la explicación por la cual vivimos como si nunca fuéramos a morir.

Para serte honesto no existe una fórmula mágica para sanar una pérdida.

Algunas personas se aferran a sus creencias religiosas o sobre el tema de la vida y la muerte para poder pasar estos momentos tan dolorosos.

Personalmente para mí, ha sido muy difícil aceptar la muerte de una persona que conocí en la Universidad. A pesar de que esto ocurrió ya casi 2 años, aun en mi mente existe algo que se niega a reconocerlo.

Algo curioso del duelo es que algunas personas pueden aprender a superarlo en un promedio de 10 a 15 años.

Sin embargo hay casos en los cuales la perdida no se supera nunca.

Entre más pequeños somos, más rápidamente somos capaces de superar o más bien aceptar un duelo.

Los niños entre 4 y 5 años piensan que la muerte es temporal, que es un sueño.

Quizás en este momento te puedas estar preguntando, cual es la perdida más dolorosa que pueda tener un ser humano?

Uno a ciegas podría decir, la muerte de un hijo, los padres, hermanos, abuelos, etc. Pero no.

La pérdida más grande y la más complicada de aceptar es la del cónyuge.

La respuesta puede ser muy simple pero bastante lógica. A los parientes que tienes, te los escogió la ruleta de la vida.

Tu cónyuge lo escogiste tú. Así que puedes estar de pelea con él o ella, pero el momento de su perdida significará para ti más de lo que crees.

Como mencioné hace un rato, las creencias religiosas nos afectan grandemente en el tiempo del duelo, ya que es una forma de conseguir alivio en ellas.

Hablar de estos temas es muy complicado para no decir imposible, pues nadie que se haya muerto ha regresado para hablar de ello.

Así que respecto a esto estaríamos especulando sobre el tema.

Puede ser el fin, como también puede ser un paso a una nueva realidad. Al fin y al cabo, por más que lo neguemos, todos vamos a vivir ese proceso y nos daremos cuenta.

Sin embargo en el Universo existe un principio, una ley que se conoce como el principio de conservación de la energía, el cual afirma que “la energía no se crea, ni se destruye. Solo se transforma”.

De hecho los científicos Mijail Lomonósov y Antoine Lavoisier determinaron esto mismo pero para la materia o masa en el espacio.

Si observamos detenidamente nosotros somos energía, nuestras emociones, pensamientos, etc.

Si llegamos a morir, donde queda toda esa energía? En que se transforma todo eso que fuimos?

Bueno esto ya son planos muy avanzados en los cuales no me quiero meter pues solo conozco la vida, pero soy consciente de que algún día todos lo sabremos.

Muchas veces la vida nos puede sorprender e impedirnos una despedida de las personas que amamos.

Esto nos puede perturbar bastante y llevarnos a la depresión. Pero antes de hacer eso pregúntate, si tuvieras una última oportunidad de hablar con esa persona amada, qué crees que te diría? Cómo espera esa persona que vivas tu vida de aquí en adelante?

Yo creo firmemente que esa persona te diría que te ama mucho y que espera que desde hoy vivas tu vida con pasión y amor. Que aproveches cada instante que tienes para ser feliz.

Así que te hago la invitación mediante esta información para que hagas consciencia de la muerte.

Hasta donde hemos visto, en algún momento ya no escucharás los pájaros, ni podrás mirar el sol o sentir su calor.

Tampoco la lluvia o el frio, ni mirar a tus hijos a los ojos, ni a los de tu pareja.

Aprovecha estos instantes de vida, para vivir con pasión y decirles a las personas que amas que los amas.
Comparte:

lunes, 30 de julio de 2018

Definiendo tu plan de vida



Definiendo tu plan de vida Como vimos en el tema anterior sobre aprovechar el tiempo, la mejor inversión que podríamos hacer de este, es creando un plan de vida.

Muchas veces creemos que planificar nuestro futuro o crear un plan de vida requiere de algo muy elaborado, grandes conocimientos o enormes cantidades de dinero.

Son estos conceptos los que impiden que nos demos a la tarea de hacer algo para nosotros y que nos pueda llevar al bienestar.

Recuerda que nuestro cerebro por omisión busca nuestra seguridad y protección. En otras palabras nos lleva a una zona cómoda.
Si por alguna razón creemos que algo es difícil de llevar a cabo, entonces obtendremos emociones de desgano y apatía con tal de no salirnos de esta zona segura o de confort.

Entonces como podemos realizar un plan que nos pueda conducir por el camino del bienestar?

Primero que todo recuerda lo visto anteriormente. El éxito es algo personal. Tú eres el único que puede determinar que es éxito.

Teniendo en cuenta esto, entonces define cuál es tu meta. Qué es lo que deseas vivir de aquí en adelante.

La mayoría sabemos que es lo que deseamos en la vida. Pero no lo obtenemos porque nunca lo escribimos.

Así que el primer paso para realizar tu proyecto de vida, es escribir donde quieres llegar.

La mayoría de nosotros, que hemos sido bien osados, solo hemos llegado hasta este punto pues no tenemos idea de donde comenzar.

Aquí es donde nuestra ideas se confunden y concluimos entonces que para cumplir nuestro propósito debemos tener un plan elaborado e infalible para que no fracasemos.

Aquí te voy a ser muy sincero. Nosotros no tenemos educado nuestro cerebro para triunfar. Así que el fracaso tiene buenas posibilidades de estar en nuestro camino.

De hecho fracasado es aquel que se deja vencer. Cuando nos equivocamos y aprendemos de ello para no volver a lo mismo, no estamos fracasando sino adelantando hacia nuestra meta.

Aquí es donde creemos que para dar marcha o poner en acción un plan requerimos de grandes sumas de dinero o planes muy elaborados.

Muchas veces lo único que necesitamos para iniciar, es una simple llamada telefónica, repasar algún conocimiento, tocar alguna puerta, etc.

En otras palabras, debemos de insistir así “fracasemos” en los primeros intentos. Con el tiempo la Vida nos irá abriendo el camino para seguir dando el siguiente paso.

A pesar de  que nunca tuvo una educación emocional de ánimo, mi señora madre ha sido un modelo de persistencia para mí.

En cierta oportunidad, ella necesitaba realizar un proyecto personal que podríamos llamar “imposible” para la gran mayoría.

Ella se dio a la tarea y con mucho esfuerzo de realizar algunas actividades y con el tiempo la Vida le fue abriendo el camino hasta que llegó el día y logró su meta.

Nunca se me van a olvidar sus palabras cuando me sonrió y me dijo “En esta vida no hay cosa que uno se proponga que no se logre”.

Quizás es por esta razón que soy tan persistente en mis proyectos personales.

Muchas personas a mí alrededor me han preguntado por qué soy tan obstinado y estricto cuando realizo algo.

Bueno, creo este espíritu de persistencia lo heredé o más bien lo aprendí de mi señora madre.

Algo muy importante para realizar un plan de vida es mirar tus fortalezas. Enfócate sobre tus cualidades.

Por ejemplo en mi caso, he usado la persistencia en mis proyectos, al investigar sin cansancio temas relacionados con mis metas. Y cada tema me ha llevado a nueva información que me ha estado acercando hacia lo que deseo.

En tu caso, por ejemplo si lees rápido, o si eres fuerte, hablas bien, etc., mira como estas fortalezas te pueden servir para iniciar el camino hacia tu proyecto de vida.

Por lo general no creemos en nuestras propias capacidades, así que las disminuimos.

Algunos expertos sugieren considerar también las debilidades y fortalecerlas. Pero para ser honestos, si no creemos en nuestras capacidades mucho menos vamos a fortalecer nuestras desventajas.

Por eso personalmente recomiendo enfocarte solo en tus habilidades y su relación con tu proyecto de vida.

El tiempo avanza muy rápido en nuestra percepción como adultos. Si aprovechas tu tiempo ahora con el fin de cambiar tu futuro, en unos años verás que esas “pequeñas” acciones que realizaste eran precisamente lo que necesitabas para llegar al bienestar.

Te sentirás orgulloso de ti mismo por vencer el miedo y tener el valor de cumplir eso que realmente deseas.

Así que te animo mediante esta información para que realices un plan simple y concreto hacia tus sueños, pues la Vida favorece a aquellos que buscan un incremento ya que este es su objetivo general.
Comparte:

lunes, 9 de julio de 2018

Viviendo en el lado luminoso de la vida



Viviendo en el lado luminoso de la vida Al igual que la mayor parte de la humanidad, el algún momento de mi vida, también llegué a vivir en el lado oscuro de esta, es decir en problemas, angustias, depresiones y estancamientos. Odiando incluso la Vida y la gente que la compone.

Podía observar como otras personas a mi alrededor parecía que disfrutaban mucho de sus vidas y que todo les acontecía de forma fácil y rápida. En otras palabras sentía celos de que otros estuvieran mejor que yo.

Este tipo de situaciones hacen que uno piense en el destino, la suerte o el karma para poder explicar por qué la vida no está funcionando para nosotros como debería.

Sin embargo el mayor malestar que sentimos constantemente es a la rutina laboral. Lo que hacemos a diario y que muchas personas llaman “ganarse la vida”.

La mayoría hemos aprendido sobre el trabajo que es una carga que debemos llevar hasta que podamos cumplir cierta edad, y así dedicarnos a “descansar”, “disfrutar” de nuestra “familia” y ser “felices”.

Lamentablemente ninguna de esas aspiraciones hoy en día es posible, salvo en contadas excepciones, pues nunca vamos a descansar de las enfermedades de la vejez ganadas por el trabajo, o quizás no vamos a disfrutar nuestra familia porque ya la perdimos y por el contrario nos vamos a volver muy amargados e infelices.

Estas creencias sobre el trabajo las aprendimos en todos los ámbitos de nuestra vida, mediante conversaciones de los adultos en nuestra casa, amigos, inclusive la música, etc.

Respeto a esto, hace algunos años le escuché decir a un amigo sobre este tema que uno debería morirse trabajando. La verdad cuando escuché esto, inicialmente me pareció un concepto terrible y esclavista.

Tiempo después entendí que una persona que pasa toda su vida trabajando y de un momento a otro ingresa a un estado de inactividad, puede sufrir episodios de depresión que acortan notablemente su tiempo y calidad de vida.

Anteriormente en el tema titulado COMO GANAR DINERO SIN TRABAJAR mencionamos que la fórmula era trabajar en lo que más nos apasiona. Pero qué ocurre si por alguna razón no podemos llegar a esto, sino que toca realizar otra actividad la cual no es de nuestro agrado?

Quiero que intentes recordar por unos instantes alguna experiencia desagradable de tener que pasar buen tiempo haciendo fila en alguna entidad, para luego ser mal atendido.

Verdad que no te gustó para nada? Incluso me atrevo a decir que de tu mente han salido los mil insultos para esta persona que no supo hacer bien su trabajo.

Ahora quiero que pienses en tu trabajo actual. Ese por el cual te quejas y que te hace desear los fines de semana para “descansar”. Quieres seguirte pareciendo a ese mediocre que en alguna oportunidad insultaste por su ineptitud?

Es por eso que no concuerdo con la expresión general del trabajo como “ganarse la vida”. Esto más bien representa en nuestra mente una constante de lucha y sacrificio para vivir. La vida ya te la ganaste. Estás aquí cada día para hacer de ella algo maravilloso o terrible. Tú tienes la última palabra con tus decisiones.

Así que mediante esta información quiero animarte a cambiar tu aptitud hacia la vida, pues eso que estás haciendo es más importante de lo que crees, ya que ayuda a la Vida misma a avanzar en el objetivo general que es el bienestar.

Recuerda siempre que lo que haces no es insignificante, sino que es un bloque importante en la construcción de algo mejor. Sin tu aporte no solo se atrasan los objetivos de otros, sino los tuyos, ya que todos somos uno aunque nos veamos separados.
Comparte:

lunes, 2 de julio de 2018

La importancia de aprender a controlar el miedo en nuestra vida



La importancia de aprender a controlar el miedo en nuestra vida El miedo es un mecanismo de defensa en el ser humano que lo protege de peligros o también le ayuda a prevenir los mismos errores que ha cometido en el pasado.

El miedo forma parte de cualquier entidad biológica de este planeta incluyendo a las plantas. Esto quedó demostrado en el experimento del doctor Cleve Backster que por mera casualidad pudo descubrir la percepción del reino vegetal y su relación con el miedo.

En resumen el doctor Backster era un pionero del polígrafo, el cual en una oportunidad mientras esperaba a unos periodistas en su laboratorio, le dio por experimentar con plantas.

Conectó la planta a los electrodos del polígrafo y la regó con agua, a lo cual el polígrafo generó la curva típica de excitación positiva por recibir agua.

Él de inmediato pensó en quemar una hoja de la planta y se generó una curva en el polígrafo muy dramática que representaba miedo a una amenaza.

Como podemos ver el miedo es un mecanismo básico de supervivencia en la naturaleza, pero lamentablemente en el caso de los seres humanos nos hemos acostumbrado a vivir en él permanentemente.

Podemos ver el caso cuando una leona está de cacería de alguna manada. Podemos ver que los animales objetivos sienten el miedo y corren a proteger su vida. Pero en el momento de terminar la cacería, este miedo desaparece y siguen su curso de forma natural.

En el caso del ser humano al tener un cerebro más complejo, el miedo en la mayoría de personas es el pan de cada día.

Aquí es donde entra lo que se conoce como transtorno del pánico, que son ataques repetitivos de miedo intenso de que algo malo va a ocurrir.

Podemos ver, incluso en nosotros mismos ese sentimiento de que si todo nos está saliendo bien, no demora en ocurrir una desgracia para equilibrar nuestra vida.

Y esto hace que vivamos en pánico constante donde pensamos negativamente que nos va a pasar algo malo en cualquier cosa que estemos haciendo.

Por ejemplo si vamos viajando, que nos ocurrirá un accidente, o que quizás si estamos sanos, en poco tiempo caeremos en cama por alguna enfermedad.

En algunos casos esto puede terminar en ataques de pánico que desde mi punto de vista es algo muy grave, pues podría llevar a profundas depresiones e incluso el suicidio.

El miedo es una de las grandes razones y me atrevo a decir yo que es la única razón por la cual nunca nos atrevemos a quedarnos solos con nuestros pensamientos. Por eso hacemos ruido ya sea escuchando música, dejando el televisor prendido aunque no estemos frente a él, o en algunos casos hacemos ambas situaciones.
Puede que te preguntes que hacer si uno es presa del miedo?

Hay que entender algo y es que el miedo puede tener 2 manifestaciones. La primera es la que vimos anteriormente sobre la supervivencia. Esta clase de miedo nos permite seguir vivos o no hacernos daño físicamente.

La segunda es la grave, la cual se puede decir que es una enfermedad pues sentimos temor de cosas que imaginamos que nos pueden pasar.

Teniendo en cuenta esas 2 definiciones, respecto a la primera no podemos ni debemos hacer nada ya que nos es útil. Pero la segunda es la consecuencia de datos que almacenamos constantemente.

Por ejemplo, si al levantarte para realizar tus labores diarias, enciendes el televisor o la radio y pones noticias para estar informado sobre desempleo, delincuencia, corrupción, enfermedades, pobreza, etc., que clase de emociones sigues alimentando y cómo será el resto de tu día?

Puede que me digas “es que” necesito estar informado! Mira desde el 2006 yo abandoné totalmente el uso de este tipo de información destructiva y para nada me estoy perdiendo de algo. Antes al contrario mi vida se llenó de paz, bienestar y armonía.

Y poco a poco fueron desapareciendo estos episodios de transtorno de pánico. Creo recordar que la última vez que sentí esto fue a inicios del año 2010 y por un espacio de 10 minutos.

Así que te animo mediante esta información a ocuparte más en tu miedo interior. Ese que no te deja prosperar hacia lo que deseas hacer y no te permite vivir en paz.

Dedícate a depurar los datos que llegan a tu vida y siempre y cuando dependa de ti cambia tus hábitos para que obtengas resultados diferentes, pues si sigues haciendo lo mismo, vas a vivir una y otra vez aquello que no te gusta.
Comparte:

lunes, 25 de junio de 2018

Palabras que traen bienestar instantáneo a tu vida



Palabras que traen bienestar instantáneo a tu vida Anteriormente habíamos tocado el tema de la influencia de las palabras en nuestras metas, o como muchas personas lo conocen, la programación neurolingüística.

Esto tiene sus seguidores como detractores, pero supongo que esto se puede explicar con el viejo dicho que “cada uno habla del espectáculo según como le haya ido en él”.

Personalmente a mí me funciona la PNL pero he tenido que pasar largos años puliendo mi lenguaje y repitiendo cada día lo que deseo hacer.

En otras palabras según mi punto de vista la PNL sirve pero tiene la desventaja que si estás de afán en conseguir algo, no te lo recomiendo.

Sin embargo de todas las palabras que nuestro lenguaje pueda tener, existe una que poco decimos y que de manera mágica nos puede traer el bienestar de forma instantánea.

Con esto me refiero literalmente a la palabra NO.

Para poder entender esto, debemos primero comprender como ha funcionado el mundo hasta ahora para nosotros.

Si observas, las palabras no solo tienen poder en cambiar nuestra vida, sino también afectan a las personas que las escuchan.

Un ejemplo simple de esto es que si te digo en este momento que eres un estúpido, de seguro esto va a ser capaz de cambiar hasta tu estado de ánimo y lograré hacer que te enojes con esta simple palabra.

Pero si posteriormente me disculpo contigo, acepto que cometí un error y digo que eres una persona maravillosa que no merece ese trato de un patán como yo, nuevamente tu estado de ánimo es capaz de cambiar de forma inmediata.

Dicho de otra forma, con mis palabras puedo manipular tus estados de ánimo a mi antojo y así es como ha estado funcionando el mundo que nos rodea.

Lamentablemente hay personas que son demasiado talentosas para esto y que han hecho con nosotros lo que ellos han querido.

La buena noticia es que podemos defendernos de esto con la pequeña pero poderosa palabra NO.

Imagina que ingresamos a un centro comercial y viene una persona atractiva a ofrecernos algo. Muchas veces por el simple hecho de parecernos atractiva, solemos aceptar y consumir todo lo que nos diga.

Y en ocasiones nos hemos dado cuenta muy tarde de errores económicos que cometimos por el simple hecho de decirle “NO gracias” o como suelo decir yo “paso”.

Puede que en este momento te preguntes por qué hacer esto tan simple que nos puede evitar muchos dolores de cabeza es tan complicado de llevar a cabo? Y la respuesta está en los condicionamientos del pasado.

Lamentablemente nos educaron para obedecer. Si intentas recordar, a algunos no se nos permitía discutir una norma de un adulto y hay de aquel que tuviera una idea que así fuera buena, pudiera contradecir a uno de nuestros mayores.

A pesar que los niños actuales no se les cohíbe tanto mediante estos métodos, se hace por otros medios como la televisión, música y entretenimiento general donde se fomenta mucho la obediencia ciega y sin cuestionamientos a un grupo, equipo, club, personaje, etc.

Realizando laboratorios y observatorios sobre esto, he hablado con jóvenes expresándoles mi descontento por algún artista que prefieran y de inmediato he visto como salen a la defensa incluso de forma agresiva.

Se puede decir en términos generales que defienden más a su ídolo que a cualquier pariente cercano.

También he podido ver en redes sociales el odio que se expresan algunos por simples personajes de ficción en películas, que con el tiempo fueron cambiados ya sea por asuntos comerciales o algún otro interés, como si de esto dependiera el equilibrio cósmico.

Así pues, todos estos adoctrinamientos emocionales donde otros son los que tienen la verdad y tu voz interior es la equivocada, los que hacen que sea muy complicado decir NO ante algo que no queremos, o que nos puede hacer mucho daño en el futuro.

Sin embargo qué podemos hacer para frenar esto y aprender a responder siempre a nuestro favor?

Tristemente, de forma inconsciente pensamos que negarnos a algo es malo. Ahora ya sabes que estas emociones provienen de los condicionamientos emocionales mencionados anteriormente.

Creemos que si decimos NO, vamos a perjudicar a alguien y al ser buenas personas no queremos eso.

En mi país existe un dicho que reza “es mejor ponerse colorado unos instantes y no toda la vida”.

En mi caso lo que me ha servido es evaluar si lo que alguien me propone me estaría beneficiando de alguna forma. Si no me conviene, con valor abandono la pena, timidez o miedo y dijo NO gracias de forma firme y me sostengo en ello.

Todo es práctica constante para volverte un maestro en algo. Y te voy a ser muy honesto respecto a esto. Cuando aprendas a decir NO a algo que realmente no quieres hacer o no te conviene, vas a comenzar a sentir un placer hasta mórbido en hacerlo.

Y esto se debe a que tu interior va a descansar de algo que has estado haciendo desde hace muchos años y es agachar la cabeza.

Tu valor propio estará aumentando cada vez que logres rechazar aquello que te hará daño, pues tu intuición constantemente te ha estado advirtiendo sobre esto pero no has querido escuchar.

Recuerda que te van a intentar manipular con el miedo, la culpa o también con lo más peligros que es la adulación.

Así que te animo mediante esta información que a partir de este instante comiences a evaluar cualquier decisión que llegue a tu vida, la analices y si no te conviene, definitivamente utiliza la palabra más poderosa que es el NO para atraer bienestar inmediato a tu vida.
Comparte:

lunes, 11 de junio de 2018

Las causas del éxito en la vida



Las causas del éxito en la vida Así como algunas de nuestras acciones nos pueden llevar al fracaso como vimos en el vídeo anterior que tocó este tema, otras nos pueden llevar al éxito indefectiblemente.

El fracaso no es inmediato, es decir poco a poco vamos llegando a estas instancias que nos meten en problemas. Lo mismo ocurre con el éxito en nuestra vida. Vamos llegando a él paso a paso.

Pero cuál es la fórmula del éxito? En una simple palabra la podemos definir como disciplina. Según una de las definiciones del RAE, la disciplina es un conjunto de normas que rigen una actividad.

Esto quiere decir que hablamos de algo elaborado, que requiere tiempo y persistencia, lo cual desde mi punto de vista es lo más importante a la hora de enfrentar el desánimo al no ver los resultados esperados.

Como podemos ver, el mundo actual se mueve demasiado rápido. Ya ni siquiera usamos el correo electrónico para comunicarnos y mucho menos cartas, sino que lo hacemos mediante aplicaciones de mensajería en nuestros teléfonos que hasta el baño llevamos.

Esta rapidez con que solucionamos las comunicaciones e incluso acortamos distancias, nos dan la sensación de afán y de querer resolverlo y tener todo de inmediato.

Debido a estas creencias inconscientes es que la mayoría de personas no logran sus objetivos en la vida, pues esto impide tener un sentido de persistencia, de trabajo elaborado y de paciencia.

Cuando pienso en estas cosas, siempre viene a mi mente todo lo que ocurre en el mundo del fitness. Por lo general la comunidad que está en este ámbito es bastante joven y todos anhelan el cuerpo soñado en pocas semanas de estar realizando alguna actividad física.

Una de las cosas más difíciles en la vida es crear masa muscular, pues en esto intervienen varias cosas como la genética, la alimentación, que labores desempeña en el día, etc. La mayoría de gente nace normal y su cuerpo no tiene la predisposición a ganar masa muscular extraordinaria, así que no pueden desarrollar un cuerpo como realmente lo desean.

Así pues, muchos jóvenes quieren saltarse el proceso y comienzan a hacer trampa para lograrlo. Con esto me refiero al uso de fármacos que por lo general y con el tiempo pueden disparar graves enfermedades y muertes lentas y agónicas.

A acciones como estas es que he hecho referencia en el pasado que debemos tener cuidado con hacer lo que sea para lograr nuestras metas, pues esto nos puede meter en más problemas y alejarnos antes de nuestros objetivos.

Aquí es donde entra la disciplina. Pues de hecho el emprendedor japonés Yokoi Kenji en una conferencia afirmaba que la disciplina tarde o temprano vence a la inteligencia.

Él explicaba que mucha gente piensa que los japoneses son más inteligentes que los latinos, pero que eso no era cierto. La ventaja que tenían los japoneses era su estricta disciplina, lo cual les permitía realizar lo que se propusieran.

Caso contrario, nosotros en Latinoamérica nos come la pereza. Y esperamos que las cosas nos caigan del cielo sin haber fomentado ninguna acción para que esto suceda.

En Japón son estrictos con el tiempo. Para ellos es sagrado y si dicen estaré en un sitio a x horas, a esa hora están presentes. Los latinos decimos a una hora así sea a una fiesta a divertirnos, llegamos tarde.

Así que te animo mediante esta información a cambiar tu mentalidad. A abandonar la pereza y el inmediatismo, pues estos son herramientas que obligatoriamente te están llevando al fracaso.
Comparte:

lunes, 28 de mayo de 2018

Las causas del fracaso en la vida



Las causas del fracaso en la vida Según el RAE, la definición del ego que nos muestra es la dada por el padre del psicoanálisis, el doctor Freud, el cual define este como una instancia psíquica que estaría parcialmente consciente y a la final motiva a tomar acción con el mundo exterior.

Entiendo que es algo complicado para la mayoría que no somos profesionales en estos temas, pero intentaré explicar la definición del RAE lo más simple posible.

El ego también es definido por el RAE como un exceso de autoestima. Pero este significado lo toma dependiendo del contexto en el que estemos hablando.

Por ejemplo si decimos que una figura pública “tiene tanto ego que va a chocar contra un muro” nos estaríamos refiriendo a la segunda definición del RAE. Pero en este caso vamos a hablar más bien de la primera definición.

Si has estado siguiendo este blog por varios años, habrás notado que aquí hemos definimos el ego como una estructura mental que nos permite avanzar en el mundo cuando llegamos a este con 0 información.

Quizás habrás observado que un bebé “sabe” que debe llorar para que sus necesidades más básicas sean atendidas. A esto hemos hecho referencia de que dicha estructura mental llamada ego es la encargada de motivar al infante sin previo conocimiento que el vale, que necesita y que merece el bienestar.

Posteriormente aparece una segunda estructura que hemos denominado noble y es la que le permite o motiva la empatía en el niño. Esto con el fin de evitar catástrofes, pues te imaginas a todos los seres humanos únicamente con el ego?

Si quieres conocer más información sobre esto te invito a leer la entrada DEFECTOS QUE NO ME PERMITEN RECIBIR LA ABUNDANCIA DEL UNIVERSO publicada en el año 2011.

Como puedes ver, el ego al ser una estructura mental, nos estará acompañando toda nuestra vida. Y estará allí motivándonos de la misma forma como lo hacíamos de infantes, es decir indicándonos que merecemos, que valemos, etc.

Sin embargo por increíble que parezca también es culpable de nuestros fracasos. Si viste el vídeo anterior titulado LA IMPORTANCIA DE ADAPTARSE A LOS CAMBIOS, eso de luchar por tus metas cueste lo que cueste, proviene del ego.

De hecho, la gran mayoría de nuestros problemas proviene de estas emociones de querer lograr las cosas a costa de todo. Te ha pasado que alguien logra primero lo que tanto quieres. Cómo te sientes?

Y eso hará que hagas lo que sea, incluso daño a terceros para no dejar que otro te gane primero en tus metas. Vas notando porque somos competitivos incluso con la gente que camina en la calle? Intentamos hasta hacerlo más rápido que ellos. O manejar nuestro vehículo más rápido que otros. Tener más dinero, etc.

Es por esto también que no podemos pensar correctamente cuando tenemos problemas financieros, emocionales, de salud, etc.

Seguimos adelante a pesar de estar viendo el fracaso inminente y cuando nos vemos con el agua al cuello, esperamos que venga el angelito con el traje y la maleta llena con el millón de dólares a solucionarnos la vida o el hada madrina con su varita a darnos la felicidad y tranquilidad que poco a poco fuimos perdiendo por dejarnos llevar de las motivaciones del ego.

Puede que te preguntes en este instante como controlar esto al menos para evitar tantos errores. Y la respuesta está en dejar de reaccionar.

Observa que nosotros somos seres que reaccionamos ante los estímulos. Si algún desconocido en la calle te grita algo ofensivo, inmediatamente tienes la ofensa lista debajo de la lengua para responderle al agresor, aunque no tengas idea de quién es, o si tiene problemas mentales, o tal vez lo que dijo no era para ti.

En mi país existe un dicho que textualmente reza “un bobo pedaleado mata a la mamá”, haciendo referencia a que el ser humano es bastante volátil con la información que recibe de terceros.

Entonces uno de los primeros pasos para controlar el ego y en general las emociones es aprender a no reaccionar ante estímulos.

Recuerdo que durante mi instancia en la universidad un profesor de la clase de metodología de la investigación científica siempre nos decía que nos controláramos a nosotros mismos, pues así podríamos controlar a los demás.

Educa a tu cerebro a no responder de inmediato. Intenta tomarte tu tiempo para responder sobre todo si son cosas que consideras ofensivas. Al principio no será fácil pero recuerda que si quieres ser bueno en algo, la mejor y única forma es la práctica constante.

Solo de esta forma vas a poder tener el control de tu vida y tomar mejores decisiones que te lleven al bienestar.
Comparte:

lunes, 7 de mayo de 2018

La importancia de adaptarse a los cambios. La historia de Galileo Galilei



La importancia de adaptarse a los cambios. La historia de Galileo Galilei En el siglo 17 se presentó un evento muy importante entre un anciano y la iglesia universal. Cuenta la historia que fue un juicio debido a una información publicada por el anciano que contradecía las creencias generales sobre el Universo.

Este anciano era llamado Galileo Galilei el cual se dedicó a las matemáticas, física y astronomía. Es considerado uno de los primeros seres humanos en estudiar los cielos y sus fenómenos pues con sus conocimientos construyó uno de los primeros telescopios para observar las estrellas.

El proponía que la Tierra gira alrededor del Sol y por lo tanto no es el centro del Universo, lo cual era la creencia oficial.

Esto hizo que a los 71 años de edad aproximadamente enfrentara un juicio por esta “blasfemia”.

Tal vez esto nos parezca una broma, pero han pasado muchos eventos y mucho tiempo para que el ser humano pueda evolucionar y dejar de ser tan radical.

Aunque hay que aclarar que no todos los seres humanos son tan evolucionados hoy en la actualidad.

Muchas personas aún intentan convencer a otros de sus creencias o tendencias y cuando estás no reciben la aceptación esperada, se enojan o apartan a aquellos que los contradicen o quizás toman otras medidas.

Galileo por supuesto no era ningún tonto. Él no quería convertirse en mártir y se retractó. Sin embargo la historia narra que este científico vestido de penitente y estando de rodillas declaro que se retractaba de los errores y herejías que había propuesto.

Otras historias no oficiales afirman que una vez hecha su declaración de arrepentimiento, el científico golpeó el suelo con el pie y afirmó: “Y sin embargo se mueve!”.

Algunos historiadores afirman que Galileo se arrepintió por el resto de sus días de haber negado sus descubrimientos. Esto puede ser cierto, como también falso.

Hoy en día podemos ver este acto como algo cobarde, pero no debemos juzgar a la ligera. Si analizamos bien las cosas podemos ver que al final el conocimiento triunfo sobre la tiranía. Así que por qué morir por algo que al final se va a saber?

Viéndolo desde ese punto de vista yo pienso que Galileo no solo ha sido una de las personas más brillantes que ha pisado este planeta, sino que ha sido el más inteligente por este acto, pues vemos otros personajes que murieron por causas que a la final fueron en vano.

Sin embargo lo más importante es lo que podemos aprender de esta historia y es la adaptación a las circunstancias.

Por ejemplo cuantas veces hemos tenido alguna meta o sueño y este por más que lo perseguimos no se nos da o se daña?

Muchas veces seguimos adelante basándonos en la frase “las mejores recompensas cuestan” o el famoso “sin dolor no hay ganancia”.

Respecto a esto, hace varios años me ocurrió algo similar. Yo deseaba tener un vehículo. Me lo soñaba. Me visualizaba manejándolo, ect.

Unos meses más tarde obtuve por un regalo de cumpleaños un dinero, el cual fue a dar como parte de pago de dicho vehículo.

Y el resto pues era obvio que no lo tenía, pero las ganas podían más así que salí corriendo a realizar un préstamo a una empresa financiera.

Sin embargo cada vez que iban a aprobar el préstamo del dinero o a entregar el vehículo se presentaba algo y al final no obtenía nada.

Esto hizo que me enojara mucho y lo llegué a hablar con unos amigos, los cuales me expresaban que uno tenía que luchar por sus sueños y bla bla bla.

Pero en mi interior existía esa pequeña voz que me advertía sobre algo que no iba bien.  Esto debido a las tantas veces seguidas de la negación de obtener esto que tanto anhelaba.

Tomé mi decisión basándome en las premisas mencionadas anteriormente y al final lo logré. Pero un años después las cosas se complicaron y para resumir el cuento al final terminé embargado y con las mil deudas hasta el cuello.

A veces podemos pensar que la suerte, la Vida, Dios, etc., no nos quieren dar las cosas. Respecto a esto soy un partidario que si las cosas no se te dan, comiences a evaluar por qué y si realmente te conviene ese camino a seguir.

Debemos aprender a adaptarnos a nuevos cambios. No podemos seguir una meta que al final será en vano como me ocurrió a mí.

Si quieres que tu bienestar sea permanente siempre ten presente los mensajes que la Vida te está enviando a través de las personas o cosas.

Recuerda tener mucha prudencia y sabiduría pues en algunos casos las metas requieren de algo adicional para darse o simplemente ese camino no te conviene.
Comparte:

lunes, 23 de abril de 2018

El peligro emocional y físico de los celos



El peligro de los celos Como hemos aprendido en este Blog, emociones tales como los celos y la envidia no son resueltas durante nuestra vida, sino que aprendemos a reprimirlas, para posteriormente ser atacados por las mismas, perpetuando nuestro ciclo de sufrimiento.

Esto es lógico ya que nadie nos instruye para esto, es decir el ser humano se prepara para la vida financiera, pero nunca para una vida familiar, ni mucho menos una vida emocional.

Con esto quiero decir que existen facultades para cualquier profesión y especialidad, menos para ser padres, hijos, esposos, amigos, etc.

Es por eso que el autor del libro VIDA CONYUGAR VIDA FAMILIAR, el doctor Luis Fernando Hoyos Aristizabal afirmaba que el adulto promedio en un test de inteligencia emocional no llegaba a mostrar una madurez mayor a un niño de 14 años.

Realmente a pesar de ser adultos, emocionalmente todavía nos comportamos como niños respecto a nuestra pareja.

Personalmente he visto en mi entorno a hombres prohibirle a su mujer que no tenga amigos para que no vaya a caer en infidelidad o amigas para que no la vayan a avispar y a abrirle los ojos a la libertad.

Incluso he visto mujeres haciendo exactamente esto, pues no le interesa que su sumiso hombre aprenda mañas de sus malos amigos.

Según el RAE, la envidia es la tristeza o pesar por el bien ajeno o por algo que no se posee. Los celos son la sospecha de que la persona amada está trasladando su cariño a un tercero.

Sin embargo desde mi punto de vista ambas emociones tienen que ver con el mismo problema emocional, es decir la baja autoestima. Si quieres conocer más detalles de esto te invito a leer EL ORIGEN DE LOS CELOS.

Sin embargo, desde que estamos muy jóvenes aprendemos que los celos son una emoción “positiva” pues es una forma de expresar que “amamos” a nuestra pareja. De hecho, recuerdo haber escuchado a varias amigas en el colegio decir que los celos eran muy “lindos”.

Pero con el tiempo esto puede derivar en algo llamado Celotipia, que es la pasión de los celos. De hecho esto es la causa principal de la agresión y muerte hacia las mujeres.

En mi caso, hace muchos años una persona cercana a mi perdió la vida por causa de su expareja, la cual no toleró que hiciera su vida a parte y la asesinó.

Y aunque no lo creamos la celotipia también es causa de agresión a los hombres, aunque lamentablemente no se habla de esto por vergüenza.

Esto es similar cuando se comenzó a generalizar el maltrato hacia la mujer. Al principio a las mujeres les daba vergüenza decir que eran golpeadas por sus esposos. Entonces te imaginas a un hombre informando una queja a las autoridades por la agresión de su inocente mujer de 1.50 cm de estatura?

De esto conocí un caso de un hombre que era maltratado por su mujer. Lo más increíble es que dicho hombre era profesional de psicología y varias veces amigos cercanos lo vimos huir alrededor de la mesa del comedor de su casa para que su esposa no le pegara.

En mi caso particular yo también he sido celoso en mis relaciones de pareja. No he sido obsesivo, pero esto en el pasado me llevó a mucho malestar.

Mediante los conocimientos de personas emocionalmente  maduras, me di cuenta que nadie puede obligar a terceros a amarte. No existen leyes en ningún país que castiguen a un ser humano por no amarte.

Así que quien está contigo es porque lo hace voluntariamente. Y el día que esa persona decida irse, está en todo su derecho. Lo mismo para ti, no estás obligado a quedarte con quien no quieras.

Y quizás me digas pero le di tantos años de mi vida para que ahora me salgo con esto? Bueno en realidad te uniste a una relación con unas expectativas incorrectas.

No puedes entrar a ver una relación como un negocio, donde si tú das algo, vas a recibir algo. Si aún piensas que el amor es dar para recibir, te recomiendo leer el tema que publiqué anteriormente titulado ENTONCES QUE ES EL AMOR.

Quizás piensas que debes celar a tu pareja para “ayudarle” a que no te sea infiel. Mira, en pocos minutos tu pareja te puede estar engañando y tú ni siquiera darte cuenta, ya que es imposible pasar las 24 horas de día junto a esa persona.

Si en realidad sabes que estás al lado de alguien que te puede engañar, para que seguir en esa relación? No es mejor soltar dicha situación y juntarte con una persona en la cual puedas confiar?

Pero no lo hacemos debido a los apegos emocionales que sentimos por esa persona.

Todo esto puede resultar muy gracioso, pero lamentablemente es una enfermedad emocional que si no le prestamos atención nos puede robar la paz en nuestra vida.

Muchas personas han afirmado (después de haber visto la película infantil INTENSAMENTE) que TODAS las emociones nos sirven. Yo en realidad por más que busco la utilidad de los celos o envidia, no encuentro como nos pueden servir. A no ser que nos guste el sufrimiento, pues estas emociones fomentan mucho el malestar y el mal vivir.

Quizás en este momento te estés preguntando, que puedo hacer para solucionar esto?

Bueno, en realidad cambiar estas emociones que llevamos tanto tiempo practicando y reforzando mediante información y entretenimiento disfuncional, es bastante complicado.

Gran parte de la humanidad piensa que el profesional en psicología tiene una varita mágica y con esta le quitó todos los males. O le suprimió las emocionales que lo tienen afectado.

Y aquí debo aclarar que las emociones no se pueden suprimir. Para eso tendríamos que eliminar nuestras memorias que nos llevaron a conectar con ellas, o que exista algún evento extraordinario que fuera capaz de hacer esto.

Y si seguimos negando que no tenemos nada, pues nos volveremos más disfuncionales de lo que somos.

Así que como recomendación te sugiero visitar a un profesional que te pueda ayudar en este tema. Debemos dejar el absurdo concepto que los psicólogos son para curar locos o enfermedades mentales graves.

Estos profesionales están para ayudarnos a entender nuestras emociones. Como ya hemos visto, nuestras emociones influyen en nuestras decisiones y estas decisiones a cada segundo son las que al final determinan la calidad de vida que tendremos.

Así que te animo mediante esta información a prestar atención a estas emociones destructivas que te pueden robar el bienestar.
Comparte:

lunes, 30 de octubre de 2017

Encontrando tu verdadero propósito en la vida


Encontrando tu verdadero propósito en la vida

Todos hemos conocido personas que disfrutan lo que hacen, mientras nosotros los observamos y con amargura deseamos vivir sus vidas. Con esto me refiero a la profesión que realizan. Y la realizan tan bien que parece que fuera algo fácil.

Respecto a esto hace algunos años me di a la tarea de realizar una investigación con algunas personas que me encontraba en el trabajo, en el trayecto hacia algún lado o en lugares donde hacia deporte.

A este gran grupo de personas cuando les pregunté porque estaban trabajando en eso que realizaban, me decían “porque no tengo dinero para dedicarme a otra cosa” o “porque pensé que eso me daría una mejor opción económica”.

Pero la pregunta más importante que les hice fue “¿eres feliz con lo que haces?”, fue respondida con un unánime “definitivamente soy infeliz en mi trabajo”. La respuesta a la siguiente pregunta “¿por qué no haces algo diferente?”, obtuvo más resultados como por ejemplo “tengo miedo”, “ya estoy muy viejo para cambiar”, “no puedo perder el tiempo y dinero invertidos anteriormente”, por mencionar algunas.

Años atrás en mi caso ocurría algo similar. No estaba contento con lo que hacía y sentía amargura porque no era lo que me esperaba de la vida. Esto hizo que no solo sintiera malestar por mi trabajo, sino por la gente con la que trabajaba. Tiempo después, cuando estaba en el último semestre de ingeniería conocí a una persona bastante inteligente, que al igual que a mí nos apasionaban dos cosas, la ingeniería de sistemas y la influencia de las emociones humanas en las decisiones que tomamos cada segundo.

Este compañero de clases vivía una vida de aparente calma y felicidad. Trabajaba pocas horas en el día y disfrutaba tanto su trabajo que se veía fácil. Debido a esto me sentí animado a contarle mi caso y expresarle como me sentía. La verdad pensé que me diría algo como ve a tal sitio y di que vas recomendado por mí que allí te espera un nuevo trabajo feliz.

Simplemente me dijo “Gabriel, ¿usted está aburrido con su situación, quiere cambiar de trabajo? Entonces tome la decisión y póngase en acción!”. Honestamente yo pensé “este man cree que mi vida es fácil. Claro como él ya la tiene resuelta es muy fácil decir eso”.

Me fui a casa triste pero pensando mucho en eso. Durante días lo pensé, hasta que finalmente lo comprendí. Realmente tenía que tomar la decisión de dejar de hacer mi trabajo y cambiar por uno que sí me gustara. Entonces me pregunté eso, “quiero cambiar?” cuando finalmente, cosa que duro varios días, decidí que ya no quería trabajar haciendo eso que “me tocaba”, entonces comencé a buscar empleo en otras partes.

Fueron pasando los días y no conseguí ningún empleo nuevo y feliz, pero en vez de desesperarme decidí esta vez hacer algo diferente y era que mientras llegaba esa nueva oportunidad el trabajo que estaba haciendo lo iba a realizar con mucho amor y dedicación.

Entonces me comencé a levantar más temprano, a hacer las tareas del día con amor y pasión como si ya estuviera en mi nuevo trabajo feliz. En otras palabras, tomé la actitud de realizar un entrenamiento para lo que sería mi nueva vida laboral.

Fue tal el impacto que en pocas semanas mis compañeros notaron el cambio y me decían en broma que ahora caminaba y podía ver los colores y escuchar los pájaros, pues sabían de mi amargura e infelicidad anterior. Y no solo fue eso, sino que las cosas mejoraron tanto que a todos nos hicieron un incremento salarial.

Algunos meses después, si llegó la nueva oportunidad, pero para ser fiel a mi decisión de irme, finalmente la tomé. Con el tiempo me di cuenta que uno vive las cosas porque no se quiere desprender de ellas, es decir prefiere seguir sufriendo y como puedes observar en las respuesta iniciales a la pregunta, “¿por qué no cambias, si eso te hace daño o no te gusta?” simplemente vamos sacando excusas como el miedo, me tocó, no hay más, etc. pero en realidad no tomamos acción porque no hemos decidido si realmente queremos cambiar.

Pero voy a hacerte muy honesto, tampoco tomamos la decisión porque constantemente metemos mala información en nuestra cabeza, o información que nos apoya poco o nada tales como noticias, chimes, entretenimiento de baja calidad, etc.

A nuestro conocidísimo amigo el doctor Albert Einstein, se le atribuye la frase: “Locura es hacer lo mismo una y otra vez esperando obtener resultados diferentes”. Si realmente deseas cambiar toma la decisión y ponte en acción, pero para tener la suficiente fuerzas de tomar la decisión cambia primero la información que ingresas a diario a tu vida. Apóyate en información diferente, así que te animo a que visites la página del doctor Giordani en Auto Poder para que comiences a cambiar tu vida hoy mismo. De lo contrario no te quejes de la vida que tienes o que no puedes cambiarla.

Tienes en tus manos el control de tu vida, pero las cosas no van a cambiar por si solas. Lamentablemente hemos sido influenciados desde niños que después de sufrir vendrá el Hada madrina con su varita a solucionarnos todos los problemas, o el angelito con traje y la maleta con el millón de dólares, o peor aún, si sufres ahora, “en la otra vida” recibirás una recompensa por dicho sufrimiento.

Así que te animo a cambiar tu información diaria para que vivas una vida de bienestar y no una vida de amargura y soledad, frustración y desilusión.
Comparte:

Vídeo Bienvenida

YouTube

Copyright © Ritmo Positivo 2009 - 2018. Con tecnología de Blogger.

Acerca de mí

Mi foto

Ingeniero de Sistemas e Investigador del Pensamiento Humano y las emociones, y como estas influyen en las decisiones que tomamos cada segundo para tener éxito o fracaso.

Ultimo Vídeo

PBA Oferta

Facebook

Suscríbete al Blog

Ingresa tu dirección de correo electrónico y recibe las actualizaciones del Blog AUTOPODER: Recupera tu Poder Interior.

Te será enviado un Email de confirmación para la suscripción. Si no recibes el email, por favor verifica en tu carpeta de Correo no Deseado o Spam.

Puedes darte de baja del servicio en cualquier momento que desees. Cada Email de la suscripción que te llega contiene las instrucciones para hacerlo al pie de página.




Ofrecido por FeedBurner