Retoma el control de tu vida. Estrategias efectivas para el control emocional

Mostrando las entradas con la etiqueta importancia. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta importancia. Mostrar todas las entradas

lunes, 8 de junio de 2020

La importancia mantener ocupada nuestra mente



La importancia mantener ocupada nuestra mente La mente humana busca estar tan ocupada que a pesar de estar dormidos sigue trabajando.

Por supuesto, durante la fase del sueño, una parte de ella descansa mientras que la otra constantemente está activa.

Es por eso que nuestro cerebro está dividido en dos hemisferios, el derecho y el izquierdo.

Al hemisferio izquierdo se le conoce como cerebro lógico y al derecho como el cerebro creativo.

Como puedes ver, la actividad de nuestro cerebro es tan alta que se calcula un consumo diario de 300 calorías, lo que supone una potencia de 15 vatios en un día.

Aquí puede surgir una pregunta importante sobre la actividad cerebral y sería, ¿qué pasa con el cerebro de las personas que meditan y pueden “acallar” su mente?

Primero debemos aclarar que acallar la mente no significa detener toda actividad de este.

Es simplemente enfocar la mente en algo y no dejarla dispersarse por múltiples ideas e imágenes mentales.

Digamos que el único momento, en teoría, cuando detenemos nuestra mente es durante la fase REM del sueño.

Esto sería para nuestro cerebro lógico o hemisferio izquierdo.

Recuerda que el hemisferio derecho o cerebro inconsciente estaría encargado todo el tiempo de nuestras funciones vitales como respiración, circulación, etc.

Sin embargo, ¿no te ha pasado que, durante un sueño, se activa tu lógica y te das cuenta que estás soñando o tal vez eso que estás vivenciando no tiene sentido?

Así pues, ¿te has preguntado que pasaría si un “instrumento” que ha sido diseñado para estar activo, de pronto se encuentre sin nada que hacer?

Durante casi toda mi vida me preguntaba el porqué del sufrimiento humano.

He observado como personas que teniendo todo para vivir bien se dedican a padecer tormentos innecesarios.

Y eh aquí la importancia de mantener la mente ocupada en algo cuando todo te esté saliendo bien.

Tu cerebro lógico va a buscar desafíos cuando no los encuentra.

Supongamos que tu tienes una vida perfecta y que la tienes resuelta.

Ten por seguro que, al haber resuelto todas tus necesidades básicas, tu cerebro va a buscar nuevos desafíos o inventárselos.

Es por eso que muchas personas en estas condiciones se dedican a la filantropía.

O tal vez otros se dedican a hacer daño a los demás.

Todo depende de la concepción del mundo que haya tenido cada uno.

Podríamos decir que una mente sin nada que solucionar es el principio del autosabotaje.

A titulo personal te recomiendo que, en un estado de esos, intentes de inmediato buscar una nueva meta.

Por ejemplo, la lectura, deporte o algo que te implique una motivación a realizar diariamente.

De lo contrario tu cerebro encontrará cualquier detalle para sentirte aburrido(a) y de seguro comenzarás a sentir sensaciones y emociones de hacer algo que te pueda llevar nuevos desafíos o problemas.

Respecto a esto, hace poco un gran amigo por el confinamiento perdió su empleo.

Como es lógico, no ha podido salir a buscar uno nuevo y entonces se dedicó al entretenimiento.

Como sabemos, al principio esto estaba muy bien, pero con el paso de los días, el entretenimiento también se hizo rutinario.

Así que este amigo comenzó a ver tutoriales en YouTube sobre reparación de piezas para autos.

En estos momentos es todo un experto en el tema y no solo le ha servido para encontrar un nuevo desafío, sino que esto está evitando que su cerebro lo lleve a cometer errores por la inactividad.

Así que te animo mediante esta información a buscar mantener ocupado tu cerebro en algo que te pueda ayudar a avanzar.

No permitas que la pereza o el desgano te lleven por caminos que no son recomendables para el bienestar.
Comparte:

lunes, 1 de junio de 2020

La importancia de dominar el ego



La importancia de dominar el ego Según el RAE, el ego es una instancia de nuestra psiquis que se reconoce como yo y de cierta forma consciente que controla nuestros motivos.

Dicho en términos mas simples, es algo que tenemos en nuestra mente y que nos mueve a actuar.

En este blog los hemos definido como una estructura mental que nos dicta constantemente lo que valemos y lo que merecemos.

Y atención, aquí hay que hacer una aclaración, pues como hemos visto anteriormente el merecimiento tiene que ver mucho con la autoestima.

Aunque aparentemente se ven similares, el ego tiene que ver con la creencia de lo que otros piensan sobre nosotros.

La autoestima tiene que ver más con lo que pensamos de nosotros mismos.

El ego es una estructura mental que nos acompaña desde el primer momento que nuestro cerebro se ha formado.

Si observamos un bebé recién nacido, este no tiene idea de donde se encuentra, no sabe que es la vida y tampoco es consciente de esta.

Sin embargo, cuando tiene hambre o está sucio debido a sus necesidades fisiológicas, ¿qué es eso que le dicta que debe llorar con insistencia?

Es a esto, a lo que nos hemos referido aquí, como una estructura mental que ayuda a reclamar nuestra existencia ante otros.

Como hemos visto, si solamente tuviéramos esta estructura nos destruiríamos más de lo que hacemos.

Así pues, existe una estructura que equilibra al ego que hemos denominado el noble o la empatía.

Viene siendo similar al ego, pero en esta se es consciente de la vida y derechos de los demás.

Digamos que estas estructuras básicas son lo que nos permite avanzar y poder vivir en comunidad.

A través de todos estos años de investigación sobre la mecánica del pensamiento humano he podido conocer diferentes opiniones sobre el ego.

Algunos pelean contra él e intentan acabarlo.

Desde mi punto de vista esto no es posible pues es una estructura mental que nos acompaña desde nuestro nacimiento hasta el final de nuestros días.

Tal como lo hará nuestra parte noble o empatía hacia los demás.

A medida que vamos creciendo y que somos conscientes de nuestra vida y del mundo que nos rodea, el ego va tomando otra “habilidad” o connotación.

Con esto me refiero que este se va alimentando de las ideas y percepciones que tenemos de los que nos rodean.

Por ejemplo, las personas a mi alrededor se les escucha decir que Gabriel es un ingeniero de sistemas, que sabe crear aplicaciones, que es buen padre, amable con sus vecinos, etc.

En fin, el ego escucha los términos y expresiones buenas de la gente y se alimenta.

Esto hace que en mi mente se forme una regla en la cual debo permanecer cumpliendo cabalmente estás “labores” que la gente espera de mí.

El día que no lo haga, hay de mí, no solamente porque las personas a mi alrededor me enjuiciaran, sino porque mi ego, que se ha alimentado de esto me castigará.

Todo esto a través de emociones destructivas como la culpa y la tristeza.

¿Vas comprendiendo la importancia de aprender a dominar esta parte en tu vida?

Esta imagen mental que todos a tu alrededor te han estado alimentando con los años, te puede volver una persona obstinada.

Posiblemente caigas en problemas simplemente por querer llevar la contraria.

Cuantas veces no hemos recibido un consejo de alguien bien intencionado para encaminar nuestra vida y simplemente lo rechazamos por la imagen que no queremos perder ante los demás.

Es por eso que al ego también se le conoce como el falso yo.

Este vendría siendo una máscara que se ha formado durante años y que protege nuestra fragilidad.

Lo peligroso de esto, es que alguien con este conocimiento previamente te pudo estar manipulando, creando un falso yo sobre ti, para que sirva sus propósitos.

Así que te animo mediante esta información a tomar consciencia de tu ego y dominarlo.

No permitas que una imagen que te has formado, no necesariamente favorable te impida encontrar el bienestar.
Comparte:

lunes, 27 de abril de 2020

La importancia de no apropiarnos de los problemas ajenos



La importancia de no apropiarnos de los problemas ajenos Como hemos visto en temas anteriores, una de las estructuras mentales básicas que tenemos los seres humanos es la empatía.

Esto es lo que nos ha permitido vivir en comunidad ya que nos permite ponernos en los zapatos de los demás.

Lamentablemente, así como nos dejamos llevar del Ego y que nos perjudica constantemente, ocurre lo mismo con nuestra empatía o como aquí le hemos llamado, el Noble.

Y quizás en este momento te preguntes, ¿cómo puede perjudicarnos el ser nobles con los demás y ayudarlo o preocuparnos por su bienestar?

¿No se supone que de eso trata todo esto y es lo que le da sentido a la Vida?

Respecto a esto, hace muchos años mi señor padre, hablando sobre este tema, me hizo una analogía que me ayudó a comprender perfectamente el peligro de todo esto.

Él me decía que en la Vida todos somos como una especie de barco.

Algunos son yates de lujo, otros transatlánticos y así diferentes clases de barcos grandes y pequeños que vendrían siendo los roles que cumplimos en la vida.

Por supuesto los yates de lujo irán rápidamente y ligeros.

Pero hay un grupo que vendrían siendo los buques de carga.

Estos especialmente son el grupo al cual estamos haciendo referencia en este tema, pues son personas que se llenan de cargas con los problemas de los demás.

Recuerda que por naturaleza somos empáticos y vamos a tratar de ayudar a otros que nos importan.

Pero siguiendo con la analogía, sabes ¿qué podría pasar con un buque de carga que está siendo llenado con muchas cosas?

Tiene altas probabilidades de terminar en el fondo con el resto de carga perdida.

Cuando nos llenamos con las cargas o los problemas de los demás, con el tiempo y debido a nuestra empatía, podemos terminar en depresión.

¿Quiere decir esto que debemos volvernos fríos y apáticos con los problemas de las personas que nos importan?

Una cosa es recrearnos con el dolor de nuestros seres queridos y otra cosa muy diferente ayudarlos, si esta en nuestras manos a solucionar sus problemas.

Sin embargo, te voy a contar un secreto que posiblemente no sepas y es que mucha gente sufre, luego se queja, para finalmente buscar recibir un apapacho.

Aunque no lo creas, esto es una necesidad de afecto bastante enfermiza que los seres humanos buscamos.

Para poder entenderlo mejor, intenta recordar como era tu infancia, asumiendo que tuviste un núcleo parental amoroso.

Te consentían, te mimaban y te celebraban todo.

Sin embargo, con el paso del tiempo esto fue cambiando y cada vez esta atención, mimos y cariño fue disminuyendo.

En nuestro sistema nervioso se almacenó esta información, ¿y adivina que estará buscando nuestro cerebro?

Yo le llamo a esto un regreso al útero materno, en donde teníamos todo lo necesario y sobre todo, teníamos la atención de nuestra madre sobre nosotros.

Lamentablemente los seres humanos ingresamos en el ciclo de error, queja y la búsqueda del apapacho para intentar recrear esa sensación de atención y amor por parte de terceros que tanta falta nos hace incluso ahora que somos adultos.

Si realmente quieres ayudar a las personas que amas, intenta tu vivir bien y darles ejemplo de bienestar.

Te aseguro que al verte feliz les darás el premiso de forma inconsciente que necesitan, pues se darán cuenta que si es posible estar bien.

Así que te animo mediante esta información a ayudar a las personas a solucionar y no a entrar en ese ciclo de sufrimiento que está acabando con nuestra paz.

Para finalizar te dejo con la siguiente frase: “Los barcos no se hunden por el agua que los rodea, se hunden por el agua que entra en ellos. No permitas que lo que sucede a tu alrededor se meta dentro de ti y tu hunda.”
Comparte:

lunes, 16 de marzo de 2020

La importancia de ayudar a los demás



La importancia de ayudar a los demás Siempre que estudiamos o leemos sobre biografías de personas famosas, ya sean músicos, actores, deportistas, políticos y demás, nos encontramos que han tenido una vida de sufrimiento en sus inicios.

Por lo general estas personas caminaron por el “valle” de las sombras antes de ver la luz.

Algunos durmieron en la calle con hambre y frío, otros no solo vivieron ese tipo de cosas sino también la oposición de personas que los rodeaban, etc.

Cuando analizamos esto, nos admiramos con estos personajes pues la verdad, los que hemos pasado por momentos oscuros, nos damos cuenta que eso no es tan divertido.

Y que tampoco encontramos las fuerzas o estrategias para salir adelante.

Definitivamente podemos decir que la conclusión general de esto es que fueron personas de valor y ganas de triunfar a pesar de los obstáculos.

Les atribuimos poderes sobrenaturales y quisiéramos ser como ellos.

Sin embargo, ninguno de ellos triunfó por sí solo.

¿Cuántas veces no tuvo que llegar un vecino o conocido a llevarles un plato de comida para pasar el día?

Recientemente vi una biografía de un actor famoso que cuando llegó a un nuevo país buscando suerte durmió en la calle pues solo contaba con 20 dólares.

En el sitio donde llegó de inmediato se dieron cuenta que estaba pasando por un mal momento.

Esa misma noche llegaron sus “nuevos” amigos a aprovisionarlo de cosas básicas para su aseo, alimento y entretenimiento.

Esta misma persona decía que él había triunfado gracias a la ayuda de terceros.

Nadie en este planeta puede surgir por si solo. Siempre necesitamos de alguien que nos de un consejo, alimento, y hasta conectarnos con otras personas para logras lo que deseamos.

Por ejemplo, en mi caso personas cercanas a mi me ayudaron en los momentos en que no tenía ni siquiera para comer.

A veces sin siquiera pedirles me ofrecían dinero para comprar alimentos.

En otras oportunidades con vergüenza me tocó pedir ayuda, pero del sitio donde estaba no salí nunca solo.

Siempre alguien me ayudo, me tendió la mano y me apoyó de miles de formas.

Muchas personas las he escuchado decir que estos son “ángeles” de Dios que él envía para auxiliarte cuando más lo necesitas.

El hecho más importante es que si tu no tienes esos problemas decidas convertirte en un “ángel” enviado por Dios para auxiliar a otros que lo necesitan.

Esto no solo es una manera de agradecer a la Vida todo lo que hace por ti. Quizás mañana te toque el turno que otros desafortunados están viviendo.

Esto también es una manera de retribuir todo lo que otros hacen por ti cada día.

Aunque te sientas muy seguro de tus capacidades, recuerda que solo no puedes lograr lo que te propones.

Las personas son el recurso más importante que tenemos para avanzar.

Pero atención, no te estoy diciendo que te aproveches de ellos. La idea de avanzar es mutua.

Así que te animo mediante esta información a ser agradecido mediante la ayuda que puedas prestar a los demás cualquiera que esta sea.

No te alcanzas a imaginar todo lo que una pequeña acción puede cambiar la vida de una persona.

La Vida no se deja regalar nada y siempre obtendrás de regreso todo aquello que has hecho, ya sea positivo o negativo.
Comparte:

lunes, 9 de marzo de 2020

La importancia de la autoconfianza



La importancia de la autoconfianza Estoy seguro que todos hemos experimentado la crítica de alguien sobre algo que opinemos o hagamos.

Esto muchas veces puede tener las intenciones de corregirnos, pero también en muchas ocasiones puede tener su intención de menospreciarte.

Por lo general cuando una persona intenta hacer esto contigo es porque te ve, de cierta forma, como una amenaza.

Y siendo totalmente honestos, estas cosas nos pueden afectar a tal grado que dudamos de nosotros y dejamos incluso de perseguir nuestros sueños.

Personalmente durante toda mi vida he visto como personas entre parientes, compañeros de estudio, compañeros de trabajo y otros han querido que yo desista de cumplir con mis objetivos.

Incluso un par de usuario lectores de este blog me sugirieron en alguna ocasión que desistiera de publicar estos temas pues no era correcta la información.

El argumento era que yo era ingeniero y no psicólogo.

Tristemente estas personas o no saben o tal vez pasan por alto que todo esto lo vengo investigando desde el año 2006.

La sabiduría o la exactitud en los datos no proviene de que alguien tenga una profesión o haya estudiado algo.

La información se adquiere con el estudio, experiencia y dedicación, tal como mencioné en el pasado un amigo Chef que era experto en computación sin haber estudiado ingeniería.

El hecho es que a algunas pocas personas en el mundo les molesta que otro pueda hacer lo que ellos no han sido capaces.

Respecto a esto, cuando nació mi hija, tuvo un inconveniente con un fenómeno conocido como la ictericia.

En General, la mayoría de bebés tienen ictericia leve, pero hay que prestar mucha atención pues si la bilirrubina sube demasiado puede ser peligroso para la vida del infante.

Cuando es leve como le sucedió a mi hija el asunto puede ser solucionado con unos momentos al sol cada mañana y también consumiendo tallos de Ruibarbo.

Sin embargo, cuando la llevamos al control como recién nacida, la médico encargada sugirió dejarla bajo observación en una institución especial para bebitos.

Mi esposa y yo nos fuimos muy triste para nuestra casa, pues te imaginas uno estrenando bebé y que ¿no lo pueda ver?

En la tarde regresamos a verla y la niña estaba tan bien que otra médico que estaba allí nos preguntó ¿por qué la niña estaba allí si no tenía ningún problema?

Después de eso partimos para la casa y me di a la tarea de investigar todo el tema sobre la ictericia.

Al otro día ya se encontraba un médico de turno. Había varios bebés y los observó argumentando que tenía que pasar un día más allí.

De inmediato me levanté y le dije “perdóneme, pero su colega que estaba de turno ayer no dice lo mismo que usted”.

Ante esto me preguntó ¿y quién es esa colega? En tono irónico.

Yo le respondí casi de la misma forma “no sé, yo no trabajo aquí. No conozco sus compañeros”.

Le preguntó a la enfermera en jefe quien era esa colega y discutieron un rato.

Luego me hizo la clásica pregunta para sacarme de camino: “¿Disculpe, usted es médico?”.

Le respondí: “No señor, no soy médico. Soy ingeniero, pero mi formación profesional me permite conocer esta y cualquier profesión o actividad a fondo y sé perfectamente cual es el procedimiento que ustedes están haciendo aquí”.

Ante esto la enfermera me dijo que había que llamar a alguien de protección infantil, y le respondí, llame a quien quiera señora, pero ya comprendo cual es el “negocio” que ustedes están haciendo aquí.

El médico nuevamente intentó decir que los bebés se veían bien pero que por dentro podían tener algo malo.

El intentaba tener contacto visual con mi esposa con el fin de que ella sintiera miedo y se pusiera en contra mía.

Le respondí: “perdóneme, pero usted ve a mi esposa sana. Yo soy un hombre sano. ¿Cómo entonces afirma que la bebé tiene algo malo?”.

Ante esto el médico dijo está bien, le doy la autorización para salir.

Cuando la niña ingresó, me preguntaron mi estrato socio económico y a cuanto llegaban mis ingresos.

La señora que me pidió esa información me dijo que iban a ser unos 4 a 5 días que la bebé estuviera en “observación”.

Multiplicando esos días por el valor que debía pagar el seguro médico y el copago que yo debería hacer era bastante dinero por ese tiempo.

Así pues, tenían un negocio bien organizadito basándose en el miedo y la ignorancia de las personas.

Al final mientras esperaba la salida de mi hija, escuche al médico y la enfermera jefe discutir acaloradamente afirmando que esa situación los podría comprometer.

Como puedes ver mucha gente intenta trabajar tu mente disminuyendo tus capacidades.

No permitas que terceras personas te impida creer que puedes conseguir y lograr las cosas.

Así que te animo mediante esta información a creer más en tus capacidades y a confiar en ti mismo.
Comparte:

lunes, 16 de septiembre de 2019

La importancia de las buenas acciones



La importancia de las buenas acciones Muchos hemos escuchado decir a nuestros abuelos, e incluso a nuestros padres que los tiempos pasados fueron mejores que los actuales.

Por ejemplo, he escuchado que los vecinos tenían por costumbre compartir su alimento con los vecinos.

Incluso siendo niño, recuerdo que, si un vecino nos llevaba un plato tradicional navideño, la costumbre de mi madre era regresarlo con otro alimento como muestra de agradecimiento.

Honestamente hoy en día no se ve ese tipo de cosas, al menos en mi localidad.

Y si esto se ve, es solamente con personas del mismo núcleo parental.

Parece ser que el tema de actuar bien o hacer favores sin esperar nada a cambio se perdió con el paso de los años.

Si tú eres joven, tal vez lo mencionado anteriormente sobre compartir alimentos entre vecinos te suene extraño o hasta utópico.

Más bien si alguien pide ayuda en la calle pasamos de largo ignorándolo.

¿Y cómo ayudar a alguien extraño si en muchas ocasiones se ha usado este tipo de cosas para asaltarnos?

¿Conociendo todo esto, vale la pena actuar bajo estas condiciones siempre de manera correcta?

Hace algunos años conocí un personaje muy influyente en mi vida.

Esta persona era el padre de una de mis grandes amigas.

Este hombre durante el tiempo que lo conocí e interactué con él, siempre fue una persona íntegra.

En lo que a mí respecta, puedo certificar que jamás lo vi engañando a nadie o mintiendo para sacar ventaja de alguna situación.

Siempre le escuchaba decir la frase “favor con favor se paga”.

Puedo decir de este personaje que siempre ha tenido una vida llena de abundancia por su actuar.

Respecto a esto, hace años trabaje con un señor muy adinerado.

Al preguntarle si su fortuna provenía de sus padres o la había alcanzado por mérito propio, me respondió que lo hizo por su esfuerzo.

Pero me dio un consejo que ha sido uno de los regalos que más he atesorado en mi vida.

Él decía que el origen de la fortuna no era lo importante, sino que entre más justo uno fuera con la Vida, esta también sería igual de justa con uno.

Podemos resumir esto en lo que se conoce como la ley del Karma o como yo le llamo cariñosamente “la tercera ley de Newton” o famoso principio de acción y reacción.

La mayoría de nosotros conocemos en teoría que todo lo que hagamos, tarde o temprano obtiene consecuencias ya sean buenas o malas.

Por ejemplo, en mi caso, cuando era bastante joven me encontraba haciendo ejercicio en un gimnasio.

De repente un amigo me llamó asustado que subiera a la tercera planta porque una mujer joven estaba a punto de caer inconsciente.

Mi amigo solicitó mi ayuda porque un par de años atrás vio como asistí a una persona que se había desmayado por hacer ejercicio sin desayunar y en inicio de embarazo.

Cuando subí a ver la mujer joven, estaba casi a punto de caer y le pedí que abrazara mi cuello.

Cuando lo hizo, de inmediato perdió el conocimiento y la acosté. Pedí que me pasarán alcohol y subí sus pies en un banco para que la sangre fluyera hacia su cabeza.

Yo me quedé con ella hasta que se recompuso y finalmente me miró con una sonrisa como si le hubiera salvado la vida.

Después de ese evento pasaron varios meses y mi señora madre comenzó a quejarse de un dolor abdominal.

Era tan intenso que con mi señor padre la tuvimos que llevar por urgencias al médico.

Cuando llegamos había tantas personas en situaciones de urgencias que tocaba hacer una larga fila para que mi madre fuera atendida.

Yo al verla quejándose me desesperé y me levanté de mi asiendo, a lo cual vi en la recepción a la chica que meses atrás había asistido en el gimnasio.

Ella me preguntó qué estaba haciendo allí y le dije que mi madre estaba con mucho dolor abdominal.

Hasta ese día me di cuenta que era una persona bastante importante en la clínica y de inmediato hizo atender a mi madre de forma prioritaria.

Como puedes ver un simple acto de bondad, realizado en el pasado, afecta los resultados de nuestro futuro.

Así que quiero invitarte a través de esta información que desde este día comiences a sembrar cosas buenas para tu futuro.

No te alcanzas a imaginar que el bien que hoy haces por otros, mañana alguien lo hará por ti.
Comparte:

lunes, 12 de agosto de 2019

La importancia de cuidar las palabras



La importancia de cuidar las palabras Todos los seres humanos tenemos la necesidad de ayudar y proteger a nuestros seres queridos.

Incluso esta empatía la podemos ejercer sobre personas ajenas a nuestro núcleo parental.

Como por ejemplo compañeros de trabajo, de estudio, vecinos y amigos que frecuentamos con regularidad.

Pero por más que nos esforcemos y por muy buenas intenciones que tengamos es inevitable tener conflictos con aquellos que intentamos ayudar.

En realidad, existe un dicho popular que resume esta situación en una simple frase:

“Todo el que se mete de redentor, sale crucificado”.

Si has seguido este blog por un buen tiempo, notarás que como consejo siempre recomiendo NO opinar sobre temas que no tienen que ver contigo.

En otras palabras, en vez de buscar solucionar la vida de los demás, es mejor ocuparse en solucionar nuestros propios asuntos.

Y no se trata de ser indiferente ante los problemas de nuestros seres amados.

Si realmente quieres buscar el bienestar de los que te rodean, ordena tu vida y se un ejemplo para ellos.

Automáticamente y de forma inconsciente les estarás dando permisos para que ellos te sigan y hagan lo mismo.

Y esto será posible sin decirles absolutamente nada o sugerirles siquiera algo a realizar.

Tristemente por más que quieras ayudar a tus seres amados no vas a poder pensar y elegir por ellos, lo que les conviene.

Y esto ocurre no porque ellos sean obstinados o que quieran llevarte la contraria.

Simplemente aquí interviene el sistema de creencias que ellos han adquirido con los años.

Para poder entenderlo mejor, imagina que una persona por ejemplo cree en unicornios (o algo difícil de demostrar), pero tú nada que ver con esta creencia.

Por más que dicha persona no tenga pruebas, pero tenga la creencia en ellos, vas a entrar en conflicto con esta.

Y si por ejemplo esa persona te pregunta “¿qué te dice tu corazón sobre si existen o no los unicornios?”

Así tú le digas que no crees, ella, por su sistema de creencias va a entender que tú también crees pues eso es lo que ella anhela escuchar.

Está necesitada de apoyo por sus creencias y por eso se “pega” de cualquiera de tus palabras para reafirmar su creencia en unicornios.

Respecto a esto, hace algún tiempo, una amiga mía me consultó un tema financiero.

La inquietud que ella tenía era, si estaba bien algo que estaba pensando realizar.

Yo le expliqué que no era experto en el tema, pero que, si quería ir a lo seguro, debía consultar con oficinas que tiene nuestro gobierno para dichos propósitos.

También le di mi opinión de acuerdo a la poca información que tenía sobre el tema de su interés y le mostré los inconvenientes que le podía ocasionar lo que tenía en mente hacer.

A la final hizo lo que ella estaba pensando realizar desde un principio.

Como puedes ver, ya había decidido que hacer. Simplemente estaba buscando reafirmar su convicción sobre el tema.

A la final sus decisiones la llevaron a generar malestar innecesario en su vida, cuando lo único que tenia que hacer era consultarlo con gente especializada en eso.

Es por eso que cuando intentes dar un consejo cuida mucho tus palabras.

Debido a su sistema de creencias tu vas a decir A y las personas estarán seguras que dijiste B.

Así pues, definitivamente tu mejor consejo hacia las personas que te interesan es tu propio ejemplo de vida.

Si das un consejo y la persona se equivoca siempre serás el malo de la película.

Así que te animo mediante esta información a seleccionar cuidadosamente tus palabras en tu comunicación.

Recuerda que las personas muchas veces no quieren escuchar tu consejo y lo que opinas, sino que están buscando reafirmar sus creencias.
Comparte:

lunes, 22 de abril de 2019

La importancia de invertir en sí mismo



La importancia de invertir en sí mismo Es un hecho que todos los seres humanos deseamos crecer en todos los aspectos de nuestra vida.

Es decir, buscamos mejores alimentos, más dinero, mejorar la salud y muchas cosas más.

Hay personas que por voluntad propia rechazan incrementar sus vidas, pero a nivel general todos buscamos expandirnos y ser mejores cada día.

Normalmente esperamos que estás cosas o nos caigan del cielo o que lleguen mediante la ley del mínimo esfuerzo.

Esto se puede ver claramente cuando realizamos nuestro trabajo, de mala gana y hasta obligados.

La pregunta que la mayoría nos hacemos respecto a esto, es cómo mejorar nuestra vida a partir de lo que hago actualmente?

Eh aquí donde entra la importancia de invertir en uno mismo.

Cuando pensamos en la palabra invertir, siempre nos viene a la mente el uso de dinero que de inmediato pensamos que no tenemos.

Pensar de esta forma hace que nos “paralicemos” y sigamos por nuestro camino diario sin hacer absolutamente nada por cambiarlo, salvo el quejarnos.

Quizás tengamos un título universitario, de educación básica secundaría o alguna especialización y con eso pensamos que no debemos preocuparnos pues ya sabemos todo.

Lamentablemente el mundo va cambiando a pasos agigantados y nos va dejando atrás si constantemente no nos actualizamos.

Invertir en uno mismo no necesariamente hace referencia a la educación académica.

Que hay de nuestras emociones y creencias?

Te has preguntado hace cuanto tiempo tienes las misma clase de emociones y que siempre te alegras de lo mismo o te enojas por el mismo motivo?

Crees que eso no es estar estancado en la vida?

Así como son tus pensamientos y creencias, así mismo es tu vida, pues lo externo es un reflejo de tu interior.

Para poner un ejemplo más claro, imagínate que hoy en día, aun caemos en “ofertas” que benefician nuestra economía.

Muchos podemos burlarnos de gente que paga 3 veces o más por un producto que esta en “descuento especial”.

Sin embargo sabías que la mayoría caen en estos pequeños trucos de forma inocente? O de lo contrario no existirían este tipo de situaciones.

Te has llegado a preguntar en que cosas te pueden estar haciendo lo mismo, sin siquiera darte cuenta?

Es por eso que la actualización constante de nuestra información es de vital importancia en el camino al éxito.

Creo que una de las mejores formas de inversión que puedes hacer en ti mismo es la lectura.

Los libros nos dan cierta ventaja sobre el resto que no le gusta la lectura.

Hace muchos años un gran amigo me comentó que había comprado un libro.

Este hacía referencia sobre las inversiones de capital según las tendencias de la información.

Mi amigo, basándose en esto adquirió una moneda extranjera y al tiempo la vendió ganando más de 10 veces la inversión inicial.

Debemos aclarar que todos los libros no son necesariamente para nosotros. Todo depende de lo que estemos buscando mejorar en nuestra vida.

Digamos que hay personas que ya tienen solucionado su parte económica pero necesitan una mejora en su salud.

Obviamente un libro que hable de inversiones financieras le va a servir muy poco. Así pues debes buscar lecturas que te den información adicional sobre lo que sabes del tema de tu interés.

Con mayor información puedes aprender a tomar mejores decisiones.

Te aseguro que si pudieras hablar por ejemplo con los grandes dueños de capitales, te dirían que algo más valioso que su dinero es la información adicional que pueden adquirir.

Sin embargo la inversión más importante que puedes hacer es en tus emociones.

Recuerda que tomamos decisiones y hacemos las cosas que hacemos basados en nuestras emociones.

Si tus emociones hacen lo que les da la gana, pues tu vida se saldrá de tus manos.

Invertir en tus emociones es por ejemplo algo tan simple como meditar o escuchar un audio sobre estás, etc.

Así que te animo mediante esta información a buscar la excelencia mediante la adquisición de datos que no conocías.

Estos te pueden dar ideas nuevas que te pueden llevar a ese éxito que tanto estás buscando.

Aprende a invertir tiempo en ti mismo con cosas que valgan realmente la pena, pues el tiempo es el recurso más importante que tenemos ya que nada te lo puede regresar.
Comparte:

lunes, 11 de marzo de 2019

La importancia de la tolerancia en la felicidad



La importancia de la tolerancia en la felicidad La tolerancia se define como el respeto de opiniones e ideas de las demás personas aunque no coincidan con las de uno.

Lamentablemente no solo rechazamos ideas contrarias a nuestras creencias y paradigmas sino que intentamos convencer a otros de nuestra “verdad”.

Esto es una de las cosas que genera mayor malestar en nuestras vidas pues nos lleva a conflictos innecesarios con terceras personas.

Por lo general nos quejamos que otros quieren interferir en nuestras vidas y opinar sobre esta. Pero que hay de nosotros?

Este tipo de conducta nació precisamente en nuestro entorno familiar.

Si recuerdas, nuestra educación ha sido y sigue siendo basada en la premisa recompensa – castigo.

Si en este momento un niño hace algo fuera de las normas de la casa, es castigado o en otros casos ridiculizado para corregir su camino.

Aclaro que no estoy diciendo que los niños no deben corregirse. Al contrario estoy totalmente de acuerdo que si una persona no tiene una guia a seguir, cualquier destino que tenga lo aceptará.

Como reza el dicho popular: “el que no sabe para donde va, cualquier destino le sirve”.

En cambio si el niño hace algo que va de acuerdo con las creencias generales del hogar entonces se le aplaude y se felicita o se recompensa.

Esto en realidad no esta mal. El problema es que como nunca conocimos otro método y nadie nos habló claro en que consistía, es por eso que intentamos seguir aplicándolo a nuestra vida de adultos.

Vas comprendiendo por qué nos separamos y discriminamos personas con diferentes creencias a las nuestras?

Respecto a esto, hace varios años era precisamente este tipo de situaciones las que me mantenían en constante conflicto con mis parientes y amigos.

Intentaba tener la razón y ganar discusiones. Y no sólo eso. También intentaba convencerlos de que pensaran como yo.

No existe cosa más desgastante que hacer esto, a parte de ser una forma de malgasto de energía física y mental.

Como las cosas no son para siempre, llegó el momento en que me sentí hastiado de esto.

Ya estaba cansado de vivir en conflicto con los demás así que decidí hacer un cambio en mi vida.

Me pregunté si simplemente dejara de hacer eso y me dedicara a vivir mi vida sin tener expectativas de los demás?

Al principio me sentí extraño, como si estuviera omitiendo la responsabilidad de salvar a los demás.

Y sobre todo tenía que ponerle freno a mi lengua para evitar meter mi nariz donde no me habían pedido opinión.

De hecho uno de los primeros ejercicios que comencé a hacer fue ese de evitar mis opiniones así me las hubieran pedido.

Cuando alguien lo hacia, simplemente les decía que no sabría que responderles pues su caso era diferente al mío.

No fue fácil, pues la costumbre en uno, intenta traicionarlo, pero entre más se practique este tipo de cosas, mejor las irás dominando y más discreto te irás volviendo.

De hecho hoy en día, se me hace muy fácil ignorar comentarios mal intencionados gracias a esto.

Hay personas que por ejemplo no les gusta esta información ya sea porque no les conviene o por otros motivos personales.

Sin embargo nunca intento convencerlos de mis ideas o experiencias que he pasado. Esto sólo me sirve a mi y quizás te pueda servir a ti en tu camino.

El año pasado una señora me contacto porque quería “polemizar” sobre estos temas.

La verdad cuando vi su intención de “pelear”, simplemente deje de responderle.

A veces puede uno pasar por grosero, pero por más que te desgastes en intentar convencer a otro, si esa persona tiene una idea, nadie se la sacará de su cabeza.

Fue así como comprobé la famosa frase “quieres ser feliz? O quieres tener la razón?”.

Así que te animo mediante esta información a practicar la tolerancia como forma de vida hacia las creencias de terceros.

No desgastes tu vida, ni desperdicies tu tiempo intentando convencer a otros de vivir en bienestar.

Si realmente quieres ayudar a los que te rodean mejora tu vida para que ellos inconscientemente sigan tu ejemplo.
Comparte:

Acerca de mí

Mi foto
Ingeniero de Sistemas e Investigador del Pensamiento Humano y las emociones, y como estas influyen en las decisiones que tomamos cada segundo para tener éxito o fracaso.

Notificaciones WhatsApp

WhatsApp
Canal Ingeniero Gabriel Salazar / AUTOPODER Recupera tu Poder Interior

Para recibir el vídeo de cada lunes en tu WhatsApp:

1. Ingresa el número +573024480553 en tu lista de contactos.
2. Envía un mensaje indicando que deseas suscribirte.

También puedes dar CLIC AQUÍ para hacer el proceso automáticamente.

Recuerda AGREGAR EL NÚMERO A TU LISTA DE CONTACTOS para recibir las notificaciones de nuevos vídeos cada lunes.

Vídeo Bienvenida

YouTube

Copyright © Ritmo Positivo 2009 - 2020. Con tecnología de Blogger.

Ultimo Vídeo

PBA Oferta

Facebook

Suscríbete al Blog

Ingresa tu dirección de correo electrónico y recibe las actualizaciones del Blog AUTOPODER: Recupera tu Poder Interior.

Te será enviado un Email de confirmación para la suscripción. Si no recibes el email, por favor verifica en tu carpeta de Correo no Deseado o Spam.

Puedes darte de baja del servicio en cualquier momento que desees. Cada Email de la suscripción que te llega contiene las instrucciones para hacerlo al pie de página.




Ofrecido por FeedBurner