Retoma el control de tu vida. Estrategias efectivas para el control emocional

Mostrando las entradas con la etiqueta ingresos. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta ingresos. Mostrar todas las entradas

lunes, 4 de febrero de 2019

Consejos de un empresario exitoso para triunfar en los negocios. Arturo Calle



Consejos de un empresario exitoso para triunfar en los negocios Uno de los empresarios más grande y más querido en mi país es el señor Arturo Calle.

El inició desde muy joven su carrera como empresario pues tenía la meta de ser independiente y no trabajar para ninguna empresa.

Capitalizaba absolutamente todo lo que se ganaba, ahorrando todo ingreso que le llegaba a sus manos.

Hace unos 8 años atrás, el concedió una entrevista en la cual daba las siguientes recomendaciones:

1. No se puede adquirir nada en la vida, si lo que produce lo gasta. En conclusión, el dinero no se hace gastando dinero.

2. Cuando se llega a un capital ya se puede gastar en lo que se requiere y en la familia. Posteriormente se deben hacer obras sociales.

3. El afán acaba con cualquier aspiración de crear un capital. Te vas a desesperar y a desistir fácilmente cuando tengas que vencer obstáculos.

Respecto a esto, hoy en día debido a los avances tecnológicos, hemos hecho de las situaciones cotidianas una carrera.

Nadie quiere esperar nada y todo lo queremos de forma inmediata.

Si la riqueza no se hace con calma y con el corazón va a ser pasajera.

4. Hay que respetar a los consumidores de tus productos dándoles calidad a un valor que todos puedan adquirir.

Este respeto hacia los demás no solo debe ir aplicado a los negocios, sino a las relaciones personales.

5. Para tener un éxito más rápido no debe existir endeudamiento. Nunca permitir que otros manejen tu dinero.

Hay que tener el don de la paciencia. Crecer sin afán. Esto permite hacer las cosas bien y sin equivocaciones.

6. Nunca distraer la capitalización de dinero en otros negocios que no sean el actual. Tu dinero ganado en tu negocio debe ser reinvertido en este para prosperar.

7. Es muy importante la humildad. No ser soberbio. El ego y el dinero son malos consejeros pues te llevan a buscar aparentar y esto te descapitaliza.

8. Ver a los demás como iguales a uno siempre.

9. Amar lo que uno hace. Sentirse orgulloso de tu propio producto.

10. El arriendo aumenta los costos de un producto. Es recomendable evitar los arriendos pues tu producto será consumido por pocos.

11. Iniciando deben existir privaciones, de lo contrario su avance será poco o nulo.

12. El problema de las pequeñas empresas, y la razón por la que desaparecen es que invierten en cosas desconocidas para ellos.

13. La vida es larga siempre y cuando uno viva sin afanes por lograr los objetivos.

Este concepto permite disfrutar la vida bajo cualquier circunstancia y sobre todo mejorar la calidad de vida de otras personas.

14. Hay que tener actitud juvenil y cuidar el peso corporal. Es importante compartir con gente joven para renovar ideas.

15. Nunca se debe pensar en jubilarse. De lo contrario es morir en vida.

16. La riqueza más grande que tiene el ser humano es ser honrado. Esto te permite tener honor e inconscientemente te sentirás merecedor de las cosas buenas de la vida.

17. Preocupación y evaluación constante de tu personal de trabajo. “Trata bien a tus empleados y ellos trataran bien a tus clientes”

18. Para iniciar un negocio se debe eliminar el NO del vocabulario. Si se quiere se puede.

19. Hay que trabajar más para progresar más.

De esta afirmación discrepo con el señor Calle, pues comenzó en una época muy diferente a la actual.

Hoy en día la tecnología nos permite crear ingresos pasivos mediante nuestro talento y creatividad.

20. Recomendable pagar impuestos. No gastar energía y tiempo en evadir, sino más bien en el siguiente paso para prosperar el negocio.

21. Es muy importante darse a querer. A la persona que quieren le ayudan.

Así que te hago la invitación mediante esta información a no desistir de tus metas.

Por muy inalcanzables que las veas enfócate en prosperar y la Vida que también tiene ese mismo objetivo de expandirse te abrirá el camino.
Comparte:

lunes, 10 de diciembre de 2018

Aprendiendo a administrar los ingresos



Aprendiendo a administrar los ingresos Una de las cosas más importantes para tener bienestar en nuestra vida, es vivir económicamente próspero.

Tristemente la mayoría de personas padecen o hemos padecido en algún momento problemas económicos que nos amargan la existencia.

Puede ser una de las causas principales por la cuales recordamos nuestra niñez o adolescencia con nostalgia, pues en aquellos tiempos la mayoría de nosotros no teníamos las responsabilidades actuales.

Estábamos en lo que se conocía como el hotel papá y mamá, donde todo lo teníamos a la mano, o al menos no teníamos las preocupaciones actuales por el dinero.

Debemos ser conscientes que estos “problemas o preocupaciones” financieras no llegaron a nuestra vida de repente.

Fue un proceso lento, el cual fuimos permitiendo poco a poco hasta llegar a afligirnos totalmente.

Para poder entenderlo mejor, intenta pensar en tu primer trabajo.

No solo estabas entusiasmado(a) porque ibas a recibir dinero, sino que lo ibas a ganar por tu propio mérito.

Ahora intenta recordar todas las expectativas que tenías sobre ese primer ingreso y lo que harías con él.

Quizás llegaste a pensar que lo ahorrarías para comprarte un vehículo, o una casa, etc.

O tal vez lo invertirías en tu educación, vestuario, el alguna otra cosa que te gustara, pero si observas tus intenciones tenías un plan elaborado para optimizar estos ingresos.

Si comparamos con lo que estamos viviendo en la actualidad, notarás que ya no existe un plan, sino una especie de improvisación para tratar de pagar las cuentas y llegar a fin de mes, para seguir con este eterno proceso.

Esto no ocurrió de forma instantánea, como lo mencioné anteriormente.

Simplemente, a paso lento pero seguro, te fuiste metiendo en situaciones cada vez más complicadas que te tienen maniatado en la actualidad.

Todo esto se puede resumir en una simple palabra: Consumismo.

Tenemos la tendencia a satanizar dicha palabra, pero en realidad el consumismo no es malo o dañino.

Somos nosotros mismo los que nos hacemos daño con las cosas o situaciones.

Así como un martillo puede ser una herramienta para construir o un arma letal para hacer daño, también hacemos lo mismo con las cosas que nos rodean.

Lamentablemente hemos entrado en el juego que si no consumimos es porque estamos mal.

No tenemos dinero y nos da vergüenza y terror admitir esto ante los demás.

Así que nos obligamos a mostrar lo que adquirimos para demostrar que SI TENEMOS poder adquisitivo.

A pesar de esto, el verdadero problema no es el consumismo sino la deuda.

De hecho la deuda como es pagada en pequeñas cantidades, inconscientemente la comparamos con nuestro ingreso y al ser ínfima, tenemos la tendencia a creer que podemos hacernos con una o más adicionales.

Cuando menos pensamos, estamos viviendo lo que llama el empresario Robert Kiyosaki, la carrera de ratas por la supervivencia, que es la situación que consiste en vivir para pagar deudas y al final de estas volver a adquirir nuevas hasta nuestra muerte.

En realidad el truco de todo esto es dejar de ser consumista.

El experto en inversiones financieras Warren Buffett nos recomienda pensar antes de comprar o consumir algo: “qué pasará si no lo compro? Si la respuesta es nada, no lo compre, porque no lo necesita”.

Esto nos puede hacer sentir en la situación de una persona mezquina, tacaña o como dicen mis hermanos mexicanos “codo”, pero esto está muy lejos de la realidad.

Esto tiene que ver más bien con la propaganda consumista para que compres sin compasión, y luego estar sufriendo por falta de dinero que has gastado en cosas inoficiosas.

Observa cuidadosamente el filtro que propone el señor Buffett, si no pasa nada, pues no es necesario.

Ese dinero más bien lo puedes invertir en ti mismo, en un proyecto que tengas y no has podido realizar.

Una de las cosas que más tranquilidad te pueden dar de forma inmediata es saber que tienes dinero ahorrado y que este ahorro mes tras mes va creciendo.

Pero supongo que tienes la pregunta sobre qué hacer en estos casos y como salir de la “carrera de ratas”?

Bueno ese tema ya lo tratamos anteriormente en el vídeo PLANEACIÓN ESTRATÉGICA DURANTE LAS CRISIS FINANCIERAS.

Así que te animo mediante esta información a tomar acción sobre los errores financieros que te están robando la paz mental y el bienestar.

El consumo nos puede traer bienestar si lo hacemos con precaución. Pero llevado al desenfreno nos puede traer mucha ruina e infelicidad.

Elige lo que realmente quieres y no lo que otros quieran que consumas.
Comparte:

lunes, 15 de mayo de 2017

Planeación estratégica durante las crisis financieras


Planeación estratégica durante las crisis financieras

Como hemos visto en vídeos anteriores, los deseos provienen de la Vida y su deseo de incremento. En este camino de consecución de los deseos pueden venir altibajos. Y respecto a esto existe una creencia popular que afirma que estos altibajos son normales en la vida. Sin embargo, esto no es tan cierto. La Vida y los eventos que esta nos trae, se van desarrollando de acuerdo a nuestras decisiones. No decidir también es elegir un camino, el que la vida nos resuelva por azar.

Haciendo un repaso de este tema, bastante trillado en el Blog, la información determina la calidad de vida que tengamos. Si ingresamos basura en nuestra mente, tendremos eso mismo. Pero si ya nuestra educación o datos recibidos o entrenamiento mental realizado mediante los medios de comunicación y personas que nos rodean nos han metido en una crisis financiera, qué podemos hacer para salir de esto?

Recuerdo una conversación con mi mejor amigo en ese momento de crisis por la cual pasaba. El me comenzó a decir información que en el momento por mi estrés, no lograba entender. Pero sugería hacer algo en lo cual todos pecamos y es lo que nos lleva a un mayor fracaso financiero.

Mi amigo me decía que el primer paso para solucionar una crisis era acudir a la familia. La familia no necesariamente te puede ayudar con dinero, pero si te pueden ayudar dándote un espacio para comenzar a acortar gastos. Para que puedas comprender mejor te doy el ejemplo de mi caso. Yo vivía en un apartamento de alquiler en un conjunto cerrado. Al quedarme sin trabajo fijo, y sin una entrada mensual fija, lógicamente no podía seguir sosteniendo las comodidades a las cuales estaba acostumbrado. Así que en este momento siguiendo la sugerencia de mi amigo, la idea era pedir a un familiar un espacio en el cual pudiera guardar mis cosas y vivir mientras la crisis va pasando.

Pero adivina que hacemos la mayoría en estos casos? Nuestro ego, en ese momento habla con gritos diciéndonos interiormente que NO DEBEMOS RENDIRNOS JAMAS ya que el problema va a pasar pronto y que estaremos como antes en menos de lo que pensamos. Agrégale a esto que nos da vergüenza y hasta terror reconocer ante otros que estamos en bancarrota pues normalmente hemos hecho un entrenamiento de estar restregando logros a nuestros amigos, familiares y conocidos, y solo pensamos en que si nos bajamos de “estatus” seremos la burla de todos ellos.

En mi caso no fue por voluntad propia que abandoné el lugar de alquiler donde vivía. Me tocó salir e ir a vivir en la habitación de un buen amigo con mi esposa y pequeña hija. Posteriormente porque la situación seguía de mal en peor por las malas decisiones que seguía tomando, finalmente me tocó ir e instalarme en una habitación aún más pequeña donde mi señora Abuela.

Volviendo a los consejos de mi amigo, el sugería que haciendo este recorte de gastos se podría al menos amortiguar la crisis mientras se buscaban soluciones, cosa que por supuesto no practique y me llevó a un dolor mucho mayor.

En medio de todo ese desastre financiero, vino la ayuda de mi señor Padre, que es profesional en el área de economía y me dio un ejercicio muy simple pero poderoso que finalmente me ayudó a organizar mis finanzas. Este ejercicio que quizás muchos conocemos pero que JAMAS lo llevamos a cabo, consiste en tomar una hoja en blanco y trazar una línea en la mitad. O los que manejamos el tema de la información preferimos hacerlo en una hoja de cálculo. Este ejercicio de verdad no solo te lo recomiendo en un caso de crisis, sino que lo puedes aplicar a partir de hoy para aprender a ser un mejor administrador de tus finanzas personales.

Simplemente en una columna coloca todos tus ingresos de dinero. Ya sea por tu trabajo temporal, fijo, trabajos extras, ventas de productos por catálogo o cualquier otro ingreso que te llegue de forma periódica y ocasional. Sumas los valores de esa columna y allí obtienes el total de lo que está llegando a tus manos.

En la otra columna, coloca todos los gastos fijos y ocasionales que tengas. Es decir las salidas, ya sea arriendo, alimentación, recreación, refrigerio, donaciones, regalos, etc. No omitas nada. Incluye absolutamente todo. Al final suma esta columna y allí tendrás el total de lo que estás gastando.

Este es un ejercicio interesante pues al comparar los dos valores de entradas vs ingresos podrás darte cuenta si estás viviendo en déficit, es decir si estás gastando más de lo que ganas, como nos ocurre a la mayoría.

Lo ideal en esta comparación es que la columna de entradas sea mayor que la de salidas. Esto con el fin de comenzar a planear tu ahorro como lo sugiero en la entrada APRENDIENDO EL PODER DEL AHORRO. Pero si la de salidas es mayor, entonces aquí tenemos que comenzar a depurar que es lo que nos está haciendo desaparecer nuestro ingreso.

Debemos comenzar por lo básico e indispensable que es casa, abrigo, alimento. Estas cosas no puedes sacarlas de la lista, pero si puedes ver si optimizas su gasto al encontrar nuevas alternativas menos costosas. Como ves, lo de casa te puedes apoyar en tus parientes. Lo de abrigo y alimento puedes comenzar a optimizar investigando nuevos almacenes o sitios donde vendan lo mismo pero con precios más cómodos para tus ingresos.

Si ves en la lista línea celular, internet, televisión por cable, etc. Comienza a preguntarte si las necesitas con urgencia. Si me preguntas a mí que haría en este ejemplo, yo cancelaria la línea celular y la TV por cable y solo pagaría por internet ya que es una herramienta para mi trabajo y puedo no solo trabajar sino usar herramientas para comunicación que hoy en día son tan útiles como las llamadas celulares y adicional a esto ver todo el entretenimiento que desee sin pagar por un servicio adicional.

Una vez depurados todos los gastos, de aquí en adelante siempre que vayas adquirir un servicio o a comprar algo pregúntate ¿realmente lo necesito? Si eres objetivo, te aseguro que vas a dejar de comprar cosas inútiles para tu economía y circunstancias del momento.

Si logras seguir este simple pero poderoso ejercicio financiero, te aseguro que te quedará hasta para ahorrar. Pero como todo, debes tener disciplina y paciencia. Habla con los integrantes de tu familia y plantéales esta metodología. Si todos logran mover sus recursos en un mismo sentido lograran recuperar con creces lo que antes tenían.

Otro de los consejos que recibí en ese momento de mi señor Padre fue uno que a su vez recibió de un gran amigo de él. El consejo es el siguiente “si quieres tener dinero, no le trabajes a gente pobre”. Con pobre no se refiere a gente sin dinero, sino a gente que le duela pagarte, que te pague poco por tu trabajo o te ofrezcan menos de lo que vales, o gente que tarde en pagarte por lo que has realizado.

Esto debe ser coherente con la información que ingreses a tu cabeza. Con esto me refiero que si quieres dinero no debes ver novelas o noticias que hablen de pobreza, desempleo o calamidades en general. A veces “sentimos”, porque lo hemos escuchado de otros, que debemos estar informados. Pero te pregunto, te informas ¿para qué? ¿Vas a ayudar?

Si quieres ser una persona sana o curarte de algo no puedes estar hablando de enfermedades, vejez o muerte. Así que si te toca trabajar en algo que no ganas lo suficiente, míralo como algo temporal y de inmediato comienza a buscar mejores ingresos en otras partes.
Comparte:

viernes, 2 de diciembre de 2016

Aprendiendo el poder del ahorro

ingresos
Hace mucho años, me encontraba especialmente interesado en aumentar mis ingresos. En eso un amigo que conocí, me obsequió un libro bastante interesante titulado “El hombre más rico de Babilonia”.

Este libro me dio unas ideas bastante renovadoras sobre el Dinero, las cuales puse de inmediato en práctica. No sé si era un efecto psicológico pero desde el día que comencé a usar lo aprendido en el libro comencé a ver que las cosas cambiaron de forma extraordinaria con el Dinero.

En el libro habían bastantes cosas que aprender, sin embargo me llamó la atención una en particular y fue el poder del ahorro. Más o menos decía que aquel que aparta el 10% de sus ganancia para el ahorro, se convertiría en un imán para el Dinero, pues el Dinero tiene la particularidad de atraer más Dinero. En mi país se usa mucho la expresión “el Dinero atrae Dinero”.

Y al parecer es una regla esta expresión pues he visto cantidad de personas que sin necesidad y por colaborarle a alguien, le compran una rifa o una lotería y la ganan con una facilidad! De allí también nació el famoso dicho en mi país “el que juega por necesidad, pierde por obligación”.

el hombre mas rico de babilonia
Bueno, este fue el consejo que más se me quedó del libro y decidí ponerlo en práctica desde ese día. Incluso tenía un billete de 50 mil pesos (unos 16.7 dólares tomando el dólar a 3000 pesos) el cual para no gastarlo, lo puse en un cuadro de la sala de mi casa que solo veíamos mi esposa y yo. Ella me decía que se levantaba y veía ese billete y por alguna extraña razón sentía seguridad, apoyo y que nada nos faltaría.

Al siguiente mes, ya no eran 50 mil los que tenía sino que agregué 100 más a estos. Ya sumaban 150 mil pesos. Que emoción! En realidad se podía ahorrar. Y con los meses que iban pasando noté que lo primero que hacía era llevar ese dinero a la caja del ahorro que tenía en ese momento. Inconscientemente lo hacía, pero recordando ahora lo que dice el libro, una de las cosas que debes hacer apenas te llegue Dinero es pagarte a ti mismo de primero y luego las cuentas.

Pero que hacemos nosotros? Corremos como vacas al matadero a pagar las deudas que tenemos con nuestros acreedores, primeramente de artículos y servicios que muchas veces no son necesarios en nuestra vida. Atención, con esto no quiero decir que seas irresponsable y no te hagas cargo de tus responsabilidades. Más bien me refiero a que el primer dinero que debes apartar es el de tu ahorro.

finanzas
Bueno, a medida que pasaban los meses, efectivamente comprobé que el Dinero llama Dinero. Comenzaron a pagarme bonificaciones extras en la empresa con la que trabajaba y ese ahorro comenzó a crecer bastantemente rápido.

Y aquí se nos ocurrió una excelente idea con mi esposa. Esta idea no la mencionaba el libro pero me parece que fue muy brillante. Comenzamos a “prestarnos Dinero” para pagar el alquiler y la alimentación. Esto era días antes de la fecha de pago con la empresa para la cual trabajaba.

Así que cuando recibía el pago, comenzaba a devolver el Dinero que nos habíamos prestado días antes y le pagábamos un 10% de intereses sobre ese dinero. Así nos convertimos en nuestro propio Banco. Como podrás imaginar el capital fue creciendo, y nos permitió hacer inversiones. Algunas fueron equivocadas y nos llevaron al fracaso económico que te he comentado en entradas anteriores de este Blog.

Muchas personas con las que he hablado sobre estos temas me dicen, “pero es que” tal cosa, o “es que” tal otra. Siempre las disculpa para no comenzar un ahorro. Yo les digo, no te queda nada para ahorrar a fin de mes, sin siquiera 1 o 2 dólares?

Normalmente pensamos que 1 o 2 dólares son muy poco para ahorrar entonces más bien me los gasto. Pero estamos subestimando el poder del ahorro y la atracción que el Dinero tiene sobre el Dinero que circula. Recuerda que comencé con 16 dólares aproximadamente y con los meses, ese Dinero comenzó a llamar a otro en forma de bonificaciones y trabajos extras.

tiempo
Así que no subestimes el poder del Dinero ahorrado en tus manos. Imagínate que si no pasara nada al año tendrías entre 12 a 24 dólares, asumiendo que no ocurriera ninguna atracción de ese Dinero llamando más Dinero. Cuanto tendrías en 5 años?

Y qué pasaría si se te presenta una oportunidad por ejemplo de iniciar tu propio negocio que te pueda llevar a grandes cantidades de Dinero? Se te puede pasar por no tener capital. Esto me hacer recordar la historia de mi amiga LC. Ella me contó en una oportunidad que trabajaba como secretaria. Ganaba el salario mínimo y se la pasaba jugando lotería y pequeñas apuestas que conocemos en mi país como chance.

Jugaba y jugaba y nunca ganaba, hasta el día que se cansó de perder y se dijo a si misma que ese no era el camino para lograr lo que ella quería. Entonces más bien siguió trabajando y se dedicó a ahorrar. Con el tiempo ya tenía dinero para comprar bisutería y comenzó a venderle a sus compañeras de trabajo estos artículos y a sus vecinos.

Esto hizo que su capital fuera creciendo más y al final compró una casita la cual le construyo un segundo piso que alquiló. Con mucho esfuerzo siguió comerciando con los años y comprando y construyendo casas.

comerciante
Una vez tuve la oportunidad de verla negociar por teléfono un apartamento para la venta, el cual por solo ser un contacto ganó un valor aproximado de 2 mil dólares. Ella hoy en día es una persona muy adinerada que vive de los arriendos de propiedad raíz, pero observa cómo fueron sus inicios de difíciles.

Ella se dio cuenta que haciendo lo mismo que toda la humanidad no iba a obtener buenos resultados. Tuvo que cambiar, y eso que cambio lo comenzó haciendo con el ahorro. Que decidirás tú a partir de este día?

Seguirás sosteniendo un sistema que te exprime y no te da nada a cambio, o vas a cumplir tus metas mediante la disciplina del pensamiento cada día siendo más asertivo? La Vida te quiere dar lo mejor y quizás te da estos textos para que puedas vivir mejor. Eso es lo que hace mucho estas pidiendo, un cambio. Pero ese cambio no lo voy a lograr yo por ti ni tampoco otra persona.


Ese cambio solo lo puedes hacer tú. Así que desde este instante comienza a confiar en el Poder que te puso aquí y en el poder que tiene el ahorro para incrementar tu vida.
Comparte:

Vídeo Bienvenida

YouTube

Copyright © Ritmo Positivo 2009 - 2019. Con tecnología de Blogger.

Ultimo Vídeo

PBA Oferta

Facebook

Suscríbete al Blog

Ingresa tu dirección de correo electrónico y recibe las actualizaciones del Blog AUTOPODER: Recupera tu Poder Interior.

Te será enviado un Email de confirmación para la suscripción. Si no recibes el email, por favor verifica en tu carpeta de Correo no Deseado o Spam.

Puedes darte de baja del servicio en cualquier momento que desees. Cada Email de la suscripción que te llega contiene las instrucciones para hacerlo al pie de página.




Ofrecido por FeedBurner