Retoma el control de tu vida. Estrategias efectivas para el control emocional

Mostrando las entradas con la etiqueta Manejo de emociones destructivas. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Manejo de emociones destructivas. Mostrar todas las entradas

lunes, 2 de agosto de 2010

La consciencia propia o auto consciencia

Una de las cosas a tener en cuenta en el proceso de liberación emocional es la auto consciencia o consciencia propia. Es simplemente estar enfocado en uno mismo. Normalmente cuando hablamos de enfocarnos en nosotros mismos, nos sentimos juzgados o generamos un sentimiento de juicio externo que nos acusa de egoístas por solo pensar en nosotros.

Pero aclaremos este tema de una vez. Si tú no estás bien, no puedes actuar bien con los demás. Entonces si no actúas bien con los demás eres una persona que no es parte de la solución sino que es el problema en sí. Comprendes? Solo vas a dar lo que tienes. Si no sabes que es el amor a ti mismo, como puedes decir que sientes amor hacia tus hijos, pareja, familia, amigos, trabajo, etc.?

Ya sé que me dirás que sientes amor porque tienes un sentimiento muy lindo hacia tu pareja o hijos. Pero aclaremos algo, el amor no es un sentimiento. Es una elección. Si el amor fuera un sentimiento y sintieras amor por ti mismo, incluso te excitarías viéndote en el espejo, “sentirías” ese algo que dices también por ti. Pero si observas, te miras y dices “no me gusta esto”, “tengo esto que me molesta”, “si tuviera el dinero en este momento me operaria esto o lo otro.”

Crees que eso es sentir amor por uno mismo? Sé que es duro aceptar muchas cosas, pero si no hacemos conciencia propia, estaremos “aprendiendo” al leer este tipo de información pero no viviendo la información. Qué es más provechoso, conocer o experimentar?

De eso precisamente va a tratar esta entrada. Cuantas veces no leemos esto y decimos “que buena información! Sería muy provechoso para x o y persona! Se lo voy a enviar a ver si cambia!”

Te sientes identificada o identificado con esas expresiones? Si así es, simplemente es que tienes consciencia de los demás pero no de ti mismo o misma. Y te aseguro que por más que tú quieras cambiar una persona no podrás hacerlo. A la única persona que tienes que cambiar es a ti mismo o a ti misma. Eres la única persona que puede hacer algo por ti misma.

La inconsciencia propia es tan grave que muchas veces vamos a comer algo y no tienen la bebida que nos gusta o que siempre tomamos. Nos quedamos un rato pensando en la lista que nos dan y al final pedimos lo mismo que nuestro acompañante. Crees que una persona que no puede tomar una decisión tan simple como elegir una bebida necesita ayuda?

Al parecer eso no es grave por sí mismo, pero en realidad eso es un reflejo de cómo manejas tu vida. Es una pequeña muestra de cómo tu cerebro está “acostumbrado” a no elegir y no elegir también es una elección que puede llevar consecuencias  negativas o positivas. En otras palabras, dejamos que nuestra vida pase y siga un curso aleatorio. De allí que hablamos que no tenemos control y que nuestra vida se mueve sobre la buena o la mala suerte. Hablamos de destino, de Dios y terminamos culpado a otros por nuestra incapacidad de elección.

Pero entonces como podemos llegar a tener consciencia propia?

El primer paso es aceptar nuestra incapacidad. Nuestra mente la hemos dejado tanto a la reacción que parece como si tuviera vida propia e hiciera lo que quiere con nosotros. Para darte un ejemplo. Si vas viajando en un autobús a otra ciudad, cuantas veces no “ayudas” a frenar el vehículo con tu cuerpo tensionándolo para que no se ruede en un abismo? Cuantas veces no te has “matado”, porque la puerta del vehículo en el que vas se abre y te sales del auto, sufriendo un accidente? Cuantas veces en el día no mantenemos “peleando” con el tráfico? O “peleando” con los semáforos? Crees que una persona que “pelea” con una señal de transito es normal y no necesita ayuda? Cuantas veces no peleas con un computador porque no hace lo que tu requieres o con el tiempo que necesitas? Crees que el computador se siente bien o mal por lo que le dices? Cuantas veces no te has ganado la lotería y la has compartido con tus seres queridos?

Asumamos que un ser querido no hace lo que tú quieres y te visualizas muriéndote o que te pasa algo para que esa persona se preocupe y sienta dolor a ver si se da cuenta de cuanta falta le harás? Has notado cuantas veces tu mente te ha suicidado? También cuando un automóvil te adelanta, lo primero que dices es “este ya se va a matar!” y sientes enojo porque otro fue más rápido que tú. Observa como tu mente ha “matado” a otros.

O cuando vas caminando y lo haces rápidamente adelantando personas, “compitiendo” con ellas y te sientes ganador porque caminas más rápido que ellas y ganaste! Pero esas personas no saben que estás compitiendo contra ellas. Te ha pasado ese tipo de situaciones? O eso solo ocurre bien lejos de tu ciudad muy lejos de la tuya o quizás en otro planeta pero no te pasa a ti? ;)

Y donde ocurre todo esto? En tu mente. Cuantificando el sufrimiento, el 90% ocurre en nuestra mente y el 10% son pequeñas cosas que han pasado, pero nuestra mente nos hace creer que siguen allí. Es por eso que algo que consideraste dañino para ti, ocurrió hace más de un mes y tu mente sigue haciéndote sentir las emociones destructivas de venganza, rabia, odio, celos, envidia, etc., pues las emociones se producen por los pensamientos y esas emociones te llevan a actuar y ya conoces los resultados de tu vida.

Bueno, todo eso que ocurre se le conoce con el nombre de Neurosis que no es otra cosa que un trastorno mental que distorsiona el pensamiento racional y el funcionamiento a nivel social, familiar y laboral. Todos estamos enfermos de Neurosis. Algunos la tenemos crónica. Otros la tenemos más leve. Pero para “curarnos” de esta enfermedad, el primer paso es reconocerla. Si persistimos en la negación de ella no podemos hacer nada por nosotros mismos y seguiremos quejándonos y culpando a otros por lo que nos sucede.

Te has dado cuenta que mientras miras los errores de otros, los tuyos siguen allí cómodamente, perjudicándote y alimentando emociones más destructivas?

Por eso la auto consciencia es de suprema importancia para tu sanación en todos los aspectos de tu vida.  Para que puedas retomar el control de tus emociones y de tu vida. Si ya estás cansado de vivir a medias, en sufrimiento, en angustia, en desesperanza, desconfiando de todo y de todos, creyendo que la humanidad conspira contra ti y que todo te hace daño.

Si has estado leyendo este blog, te has dado cuenta que la vida conspira pero a tu favor. Todo está hecho para que disfrutes y celebres la vida, pero mientras sigas pensando que tu estas bien y que el mundo está mal, no vas a poder liberarte de la prisión mental de malestar en la que te encuentras.

En la próxima entrada estaremos viendo otra herramienta que nos ayudara en el proceso de retomar nuestra Poder Interior o Autopoder.
Comparte:

miércoles, 14 de julio de 2010

Rescatando tu Niña, Niño Interior

Bueno, asumiendo que hiciste los dos ejercicios pasados, el primero conseguir una foto tuya de niño y recordarte como eras, y segundo recordar la sensación de seguridad con la que llegaste a este mundo y el apoyo de tu creador, vamos a realizar otro ejercicio interesante.

Solamente te advierto que si no hiciste el ejercicio anterior, este no te va a servir para nada en lograr una integración emocional con conflictos que has tenido en el pasado. Entonces por favor vuelve y lee la entrada anterior. Si ese no es tu caso, prosigamos…

La idea es que tengas papel y lápiz a la mano, es un ejercicio muy similar al de la libreta de Kaizen, que vimos en entradas anteriores. Solo que esta vez vamos a dejar fluir los pensamientos que te están manteniendo en temor, duda, incertidumbre, desconfianza hacia tu vida y hacia los demás. Por favor mientras realices este ejercicio que no sobra decir que debes hacerlo a solas y sin que nada ni nadie puedan interrumpirte, no cruces las manos ni las piernas, pues cuando haces eso, es un acto reflejo, algo inconsciente en el cual no estás receptivo a nada nuevo.

Cierra los ojos e imagina que estás en un hermoso paisaje, puede ser el mar, el bosque, una pradera, o cualquiera que se te venga a tu pantalla mental. No dudes sobre lo que estés viendo. Normalmente no damos valor a la visión que tenemos y esperamos que sea como otro lo ha descrito. Cuando cierres los ojos, presta atención a la visión que te llegue pues te aseguro que es tu cerebro generando información y dejando salir todo lo que tienes en tu inconsciente.

Observa en ese paisaje como los pájaros cantan, otros animales vienen y se acercan a ti. Recuerda muy bien las emociones y deja que fluyan, no las juzgues si están bien o mal. Todo lo que ocurre en ese momento es perfecto y eres tú, así que acéptalo y ve escribiendo en el papel que sientes y que ves. Si sientes llanto déjalo fluir y no te preguntes por qué, simplemente permítete llorar y date ese espacio de tiempo y emoción que fluye en ti en este momento.

Observa como la naturaleza va ayudándote a crear una cuna para un bebe, y como los rayos del sol acarician tu piel. ¿Qué sientes? ¿Frio, calor?. ¿Cómo están tus pies? ¿Sientes dolor en alguna parte del cuerpo? Todo eso anótalo en el papel. Luego observa a tu lado izquierdo una cueva oscura o un sitio oscuro. No puedes ver nada. Quizás ese sitio te produzca temor, pero escuchas un llanto de un bebé. No tengas miedo, se valiente y entra en ese lugar oscuro.

Observa como tu Creador aparece en ese instante y te sonríe. Te toma de la mano y te ayuda a entrar en ese sitio. Sigue el llanto. Tu Creador está acompañándote. Llega donde está el bebé que en realidad eres tú misma, tú mismo, y abrázalo con mucha ternura, con mucho amor. Dile cuanto lo amas y perdónate por dejarlo abandonado y no prestarle atención.

Ahora sal de ese sitio oscuro. Sigue caminando con tu hermoso bebé en tus brazos y entrégaselo a tu Creador. Observa como Él sonríe y se siente orgulloso de ti por tu valor al encontrarlo y traerlo de regreso a Él. Mira como Él lo toma en sus brazos y lo besa. Lo acuesta en la cuna que la naturaleza te ayudo a construir con amor. Ahora ya sabes que ese bebé está a salvo para siempre en Su Presencia. Prométele a ese bebé que en realidad eres tú mismo, tú misma, que jamás estará solo, sola. Que siempre regresarás a ese lugar a visitarlo y darle el amor que nadie le había entregado.

¿Cómo te sientes? ¿Cansada, cansado, Feliz, triste?

En realidad lo que acabas de hacer es mover energías acumuladas del pasado, en forma de emociones. Estas energías se formaron por situaciones de carencias de amor que no supieron darte en el pasado, pero que ahora estás aprendiendo a atender. Debido a esto es que estamos en relaciones conflictivas, mendigando un poco de amor y pagando un precio alto de golpes e insultos de parte de otras personas igualmente enfermas en su corazón por carencias de afecto. También este tipo de emociones es la que te mantiene ganando un sueldo miserable porque interiormente piensas que no mereces o no puedes ganar más de allí y que no vales lo suficiente como para buscar algo nuevo y mejor.

Adicionalmente este tipo de emociones sin liberar es lo que con el tiempo produce cáncer o cualquier enfermedad terminal. Por si no lo sabías, todos tenemos en nuestro cuerpo los componentes necesarios para curar cualquier enfermedad o desarrollar cualquier enfermedad. ¿O pensabas que las enfermedades eran como la lotería?

Investiga cómo ha sido la vida de un paciente terminal. ¿Cómo eran sus relaciones familiares, personales, laborales? Te sorprenderás con las coincidencias de patrones emocionales destructivos.

Hasta aquí lo que hemos realizado con este ejercicio es recordar el valor con el que llegamos y sanar las posibles carencias de afecto que por alguna razón pudimos haber sentido o mal interpretado de nuestros tutores en el pasado. Recuerda, lo que te dieron era lo único y mejor que podían darte. Nadie puede dar odio si solo ha experimentado el amor. Y tampoco nadie puede dar amor si en su pasado tuvo una vida llena de dolor y sufrimiento. La única forma de dar amor si alguien ha sido maltratado es interrumpir esos patrones emocionales como lo estás haciendo tú en este momento.

En la próxima entrada seguiremos otro ejercicio que te permitirá un acercamiento mayor contigo mismo y esa parte atrapada en el pasado de dolor y sufrimiento. Envíame tus comentario sobre esta experiencia y si tienes preguntas por favor también escríbeme. Recuerda que para lograr la maestría en algo debes repetirlo hasta hacerlo un hábito. Haz lo mismo con este ejercicio y con todos los que he publicado en el Blog Autopoder.

Te deseo una vida llena de éxito, abundancia, paz, prosperidad, amor, salud y que el amor de tu Creador lo puedas sentir siempre a tu lado.
Comparte:

Vídeo Bienvenida

YouTube

Copyright © Ritmo Positivo 2009 - 2018. Con tecnología de Blogger.

Acerca de mí

Mi foto

Ingeniero de Sistemas e Investigador del Pensamiento Humano y las emociones, y como estas influyen en las decisiones que tomamos cada segundo para tener éxito o fracaso.

Ultimo Vídeo

PBA Oferta

Facebook

Suscríbete al Blog

Ingresa tu dirección de correo electrónico y recibe las actualizaciones del Blog AUTOPODER: Recupera tu Poder Interior.

Te será enviado un Email de confirmación para la suscripción. Si no recibes el email, por favor verifica en tu carpeta de Correo no Deseado o Spam.

Puedes darte de baja del servicio en cualquier momento que desees. Cada Email de la suscripción que te llega contiene las instrucciones para hacerlo al pie de página.




Ofrecido por FeedBurner