Retoma el control de tu vida. Estrategias efectivas para el control emocional

lunes, 11 de octubre de 2021

Como tener carisma e influir sobre las personas en un simple paso



Como tener carisma e influir sobre las personas en un simple paso

En el tema inmediatamente anterior vimos la importancia de las interacciones sociales. 


Desafortunadamente no se trata solo de salir de nuestro cascaron y conocer nuevas personas y crear contactos. 


Para que me puedas comprender un poco mejor, hagamos el siguiente laboratorio mental. 


Imagina que tú eres dueño de una gran compañía y necesitas un contador que se encargue de tus impuestos. 


Tienes 2 amigos que son contadores públicos y ambos son excelentes profesionales con las mismas habilidades y capacidades. 


¿A cuál de ellos le asignarías esta labor en tu empresa? 


Estoy 100% seguro que el trabajo se lo darás al amigo con el que más tienes conexión emocional. 


Es por eso que no basta con salir a conocer gente nueva. 


Hay que tener carisma para conectar emocionalmente con ellas. 


Es lo que marcará la diferencia entre la recomendación de un trabajo, un nuevo negocio o lo que sea. 


A mi señor padre fue quien aprendí que el carisma influye mucho en las personas. 


Él ha sido un hombre de éxito en todo lo que se ha propuesto. 


Incluso, cuando ha cometido sus errores, el carisma que ha proyectado le ha servido. 


Debido a la conexión emocional que ha generado a través de su carisma, muchos de estos errores se los han pasado por alto. 


De hecho, hasta el día de hoy cuando me encuentro en la calle con alguna persona que lo conoce, me pregunta por él incluso antes de saludarme. 


Así que una habilidad social como el carisma, puede llegar a ser la herramienta más poderosa para influir en los demás. 


El carisma te permite hacerte querer de la gente y ser inolvidable para ellos. 


Ahora puede que me preguntes, ¿Gabrielito lindo, como puedo llegar a tener esa clase de carisma? 


Isabellita linda bebé (mi hija) tiene la respuesta ante esto. 


La muchachita cuando estaba entre los 4 o 5 años de edad y quería algo... me decía dulcemente, “papi lindo rey musculoso”. 


Y salía el papá corriendo a complacer lo que la niñita quería. 


No quiero ni imaginar ahora que ya es una preadolescente lo que me estará haciendo sin yo darme cuenta. 


Y esto, aunque suene muy gracioso tiene el poder de influir enormemente en las personas. 


Respecto a esto, hace muchos años realicé un experimento social con 4 compañeras de trabajo. 


A 2 de ellas las trataba como si fueran bebés, es decir hablándoles con ternura, cariño y mucho amor. 


A las otras 2 les hablaba normal, con mucho amor y respeto como lo hago siempre con todo el mundo. 


Al cabo de unas 8 semanas, noté que el comportamiento de las dos primeras cambió muchísimo. 


Prácticamente se comportaban como niñas mimadas cada vez que me veían o me acercaba a ellas. 


Es como si buscaran al padre protector. 


Estas llegaron a desarrollar una conexión emocional tan fuerte que prácticamente hacían lo que yo les pedía. 


Si alguna vez has sentido esa clase de conexión ya sabes que fuiste parte de un experimento similar. 


En realidad, algunas personas hacen esto de forma inconsciente, pero da resultados. 


Muchos expertos en estos temas, recomiendan, para generar empatía en la otra persona, imitar sus movimientos de forma muy sutil. 


Si estás hablando con esa persona y esta cruza sus piernas o brazos, tu intenta hacer lo mismo de forma sutil. 


O si inclina su cabeza para algún lado, segundos después intenta hacer lo mismo, sin exagerar. 


Pues ya no estarás generando empatía hacia ti, sino más bien será algo molesto. 


Similar a esos mimos en la calle que se encuentran en la calle e imitan todos los movimientos que hacen las personas. 


Esto hasta raya en la ridiculización de la persona que están imitando. 


Personalmente esta técnica no me parece muy natural y puede caer en algo molesto. 


En mi día a día intento utilizar los nombres de la persona en diminutivo. 


Gabrielito, Isabellita, Jasmincita, etc. 


Si prestas mucha atención, cuando una persona dice tu nombre en diminutivo, esto puede evocar buenos recuerdos de tu infancia. 


Digamos que tu nombre es Marcia Rodríguez Cervantes. 


Si te saludo bajo ese nombre, esta acción puede evocar el enojo de nuestros padres, pues ellos en general nos llamaban por el nombre completo cuando les hacíamos un daño. 


En cambio, si te llamo Marcita Linda bebé preciosa, eso ya es otro cuento. 


Tu diminutivo está asociado a tus buenos recuerdos de la infancia. 


Desde mi punto de vista, este método es bastante natural y genera emociones de ternura, amor y felicidad. 


Y tal vez me estés preguntando en este momento “pero Gabrielito lindo, y ¿será buena idea utilizar diminutivos con personas que no tenga confianza pues las acabo de conocer?”. 


Bueno, yo lo he realizado de esa forma por lo que tengo experiencia con el carisma desde hace muchos años. 


En ocasiones no ha faltado quien me diga “no utilice diminutivos con mi nombre. Dígame señora + nombre”. 


Yo le respondo en tono “carismático”, es mi boca y mi lengua, con ella hago lo que más me gusta. 


O en otras oportunidades respondo “ese título señor/a se lo tiene que ganar conmigo. Por lo pronto... (y menciono su nombre en diminutivo)”. 


Responderle a alguien así y de forma adorable, ha hecho que conecte aún más con esas personas. 


Pero si aún no eres experto en estos temas, te recomiendo ir paso a paso. 


Las relaciones se construyen con el tiempo a no ser que tengas ya un gran carisma, lo harás de forma inmediata. 


Pero en general puedes ir ganando con el tiempo la confianza de esa persona y así conectar emocionalmente con ella. 


Así pues, quiero animarte mediante esta información a cultivar una de las habilidades sociales más poderosas como lo es el carisma. 


El éxito personal no se mide en lo que puedas conseguir sino en las personas que influyes para bien.

Comparte:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Donaciones

Acerca de mí

Mi foto
Ingeniero de Sistemas e Investigador del Pensamiento Humano y las emociones, y como estas influyen en las decisiones que tomamos cada segundo para tener éxito o fracaso.

Notificaciones Telegram

Telegram
Canal Ingeniero Gabriel Salazar / AUTOPODER Recupera tu Poder Interior

Para recibir el vídeo de cada lunes en tu Telegram:

Ingresa a:
t.me/autopoder1
t.me/IngenieroGabrielSalazar

Vídeo Bienvenida

YouTube

Copyright © Ritmo Positivo 2009 - 2021. Con tecnología de Blogger.

Ultimo Vídeo

PBA Oferta

Facebook